Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Semana negra | Cara a cara de nuevo con el ladrón de un bolso

Bombers de Menorca entrenan esta semana en el parque de Palma.

Bombers de Menorca entrenan esta semana en el parque de Palma.

El pasado 21 de abril clientes y empleados de bares de la calle Annibal del barrio de Santa Catalina tuvieron una actuación providencial para retener y recuperar un bolso que un delincuente acababa de sustraer a una mujer. Los testigos corrieron tras el ladrón y poco a poco le acorralaron y el malhechor lo tiró debajo de un coche para ver si así lograba huir. Al verse sin escapatoria, el individuo propinó patadas a todo el que se le acercaba. Finalmente, entre todos lograron reducirle y devolvieron el efecto a su legítima dueña. Cuando llegó una patrulla policial, los testigos se lo entregaron y se lo llevaron detenido.

La indignación de estos benefactores ha aflorado esta semana. En la misma calle de Santa Catalina se han topado cara a cara con el ladrón que habían retenido unos días antes y que se había comportado de forma violenta. «No entiendo cómo pueden haberle soltado y que vuelva otra vez por aquí», resaltó Camilo, uno de los actuantes en la recuperación del bolso y en propiciar su detención. Nada más verle allí, el delincuente fue interpelado por los clientes y trabajadores que le habían retenido apenas unos días antes. Al comprobar que no era bien recibido, el ladrón optó por abandonar el barrio de Santa Catalina.

La retranca del juez por la introducción del fiscal

El magistrado Juan Jiménez volvió a hacer gala de su fino sentido de humor durante el juicio por la muerte de un turista en Magaluf. El juez pidió a la fiscal y los tres abogados del caso que no utilizaran más de una hora por cabeza para exponer sus conclusiones al tribunal popular. La fiscal inició su alegato prometiendo que iba a cumplir con el tiempo establecido. Pero se extendió demasiado en este compromiso: «Ha consumido ya tres minutos», la apremió Jiménez.

El narco que no podía pagar 15 millones de euros

Un narcotraficante fue condenado el viernes en Palma por un alijo de ocho toneladas de hachís. Aceptó cinco años de cárcel y una multa de 15 millones de euros. Pero dejó claro que no podía asumirla. «No puedo pagarla», declaró. No está claro si buscó bien en los bolsillos.

El oficial Ángel García inicia su merecida jubilación

El oficial Ángel García de la Policía Local de Palma inició ayer sábado su merecida jubilación después de 38 años en el Cuerpo. Durante casi cuatro décadas su paso por la Policía de Barrio, la Prefectura, la Policía Montada o la Patrulla Verde jalonan su impecable hoja de servicios. En los últimos 13 años ha estado al frente del Departamento de Prensa, donde su comportamiento solo se puede tildar de exquisito. Siempre dispuesto para remarcar las actuaciones más destacadas del Cuerpo y siempre disponible para contestar al teléfono e informar de cualquier incidencia que pudiera surgir. Se marcha un auténtico caballero y un excelente profesional. Enhorabuena Ángel.

Bomberos de Menorca entrenan en el parque de Palma

Un total de 17 bomberos de Menorca han reforzado esta semana su preparación técnica en las instalaciones del parque central de Palma. La orientación y la movilidad en un espacio reducido, con todo el equipo puesto, o la progresión en el Módulo Haagen asidos a una manguera con presión y con la mascarilla oscurecida han sido algunas de las pruebas que han tenido que acometer estos días en el parque central de Bombers de Palma.

Compartir el artículo

stats