Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Semana negra

Cuatro personas viven en coches en la calle Jesús

Uno de los coches utilizados para pernoctar en el solar de la Zuic.

Uno de los coches utilizados para pernoctar en el solar de la Zuic.

En los planes originales de la Cuña Verde de Palma estaba previsto que el solar donde se ubicaba la antigua fábrica Zuic, en la calle Jesús, fuera un parque infantil con columpios. La vieja fábrica, ocupada por indigentes durante años, fue derribada por el Ayuntamiento en 2005. La entonces alcaldesa, Catalina Cirer, y su concejal de Urbanismo, Rodrigo de Santos, insistieron entonces en que en el lugar se ubicaría una plaza con juegos infantiles. Pero lo que colocaron fue un aparcamiento en superficie. Y así sigue quince años después. El lugar se ha convertido en un foco de atracción para indigentes, y al menos cuatro personas pernoctan en algunos de los coches estacionados en el recinto. Algunos han cubierto con mantas las ventanas de los vehículos para tener intimidad, y hacen sus necesidades en los rincones del recinto. El cauce de la Riera en ese punto se ha convertido en un vertedero plagado de ratas y residuos.

La delegada del Gobierno y «el derecho a la esperanza»

La Prisión de Palma celebró el pasado lunes la festividad de la Merced, en un formato reducido debido a las restricciones por la pandemia de coronavirus. En el austero acto, celebrado en la sede de la Delegación del Gobierno, se concedieron galardones a personas e instituciones por su labor relacionada con la prisión. Los distinguidos fueron Antonía Rodríguez, médica del centro penitenciaro; el capitán de la Guardia Civil Mariano Mateo, responsable de la vigilancia y controles en la cárcel; el comisario provincial de la Policía Nacional, José Antonio Puebla; el GREC, por su trabajo en la reinserción de los presos; y la Policía Local de Algaida, por sus talleres para facilitar el cumplimiento de medidas alternativas. Durante su alocución, la delegada del Gobierno, Aina Calvo, agradeció los esfuerzos que realizan los funcionarios y voluntarios que trabajan en el centro, e hizo hincapié en el «derecho a la esperanza» que debe primar en la institución, tan necesario en época de pandemia. 

La muerte de una perra desata las críticas en Son Reus

El lunes apareció muerta en las instalaciones del refugio de animales de Son Reus la perra Venus, destrozada a dentelladas. Los perros están en jaulas individuales, pero dos habían quedado abiertas, por lo que los animales, dos pitbull, pudieron salir al pasillo común, y un macho mató a la hembra a mordiscos. El incidente ha desatado las críticas de voluntarios y grupos animalistas, que han denunciado que este descuido es solo la punta del iceberg. Recordaron que hace unos meses ya robaron dos perros de las instalaciones, presuntamente para usarlos en peleas ilegales. Y hablan de las «jaulas ocultas», donde permanecen los animales que son considerado agresivos, en pésimas condiciones.

Operación contra el narcotráfico y los barcos de usar y tirar

La gran operación contra el tráfico de hachís ha demostrado hasta dónde puede llegar la colaboración entre la Policía y Vigilancia Aduanera. Pero también hay otros aspectos reseñables, como el potencial económico de la organizaciones mafiosas, capaces de comprar en la isla un velero de lujo por 1.100.000 euros. Con el añadido de que tras las travesías las tripulaciones volvían a su base en Mallorca, pero los barcos no. Los consideraban «quemados» tras un viaje, y eran desechados. Veleros de lujo de usar y tirar.

Compartir el artículo

stats