09 de octubre de 2019
09.10.2019

Expulsado de España por acuchillar a un hombre y agredir a cuatro policías en Palma

El acusado, colombiano de 30 años, apuñaló a la víctima en el abdomen durante una discusión en La Soledat

09.10.2019 | 02:45
El joven condenado, ayer durante la vista celebrada en Palma.

Un joven colombiano de 30 años ha aceptado ser expulsado de España y no poder regresar en siete años por acuchillar a un hombre durante una discusión en La Soledat, en Palma. El acusado apuñaló a la víctima en el abdomen y días después atacó a cuatro policías cuando iban a detenerlo en un bar de la zona. Ayer se declaró autor de un delito de lesiones con instrumento peligroso, otro de atentado a agente de la autoridad y cuatro de lesiones leves. Aceptó por ellos dos años y medio de cárcel, sustituidos por su expulsión del país.

El acusado, en prisión desde que fue detenido el pasado 5 de julio, reconoció los hechos en la vista celebrada en un juzgado de lo penal de Palma. El pasado 16 de junio, hacia las seis de la tarde, el joven mantuvo una discusión con un hombre de 39 años en la calle Randa. Durante la riña, el acusado esgrimió un cuchillo con una hoja de 20 centímetros y se le clavó en el abdomen a su rival y se dio a la fuga. La víctima sufrió graves lesiones y tuvo que ser hospitalizada.

Tres semanas después, el 5 de julio a mediodía, la Policía Nacional le pidió la documentación en un bar de la calle Manacor. El acusado, para evitar ser detenido, se enfrentó a cuatro agentes a base de empujones, patadas y puñetazos. Los funcionarios lograron reducirlo y arrestarlo, pero tres de ellos sufrieron lesiones. El sospechoso ingresó en prisión provisional por orden judicial.

La fiscalía solicitó para él siete años y nueve meses de cárcel y una multa de 960 euros por lesiones con instrumento peligroso, atentado, maltrato de obra y tres delitos de lesiones leves. El ministerio público y la abogada defensora alcanzaron ayer, antes de la vista, un acuerdo de conformidad con el visto bueno del acusado. Las partes acordaron que la condena sea finalmente de dos años y medio de cárcel, sustituidos por su expulsión de España y la prohibición de regresar hasta 2026, y la sanción económica queda en 360 euros. El joven deberá indemnizar al hombre al que apuñaló con 1.440 euros por las lesiones y 817 por las secuelas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook