19 de mayo de 2019
19.05.2019
Accidente

Un bebé de 19 meses, herido grave al caer de siete metros en sa Calobra

El pequeño recibió un fuerte golpe en la cabeza y fue trasladado en helicóptero a Son Espases

19.05.2019 | 16:16
El helicóptero de la Guardia Civi, hoy en sa Calobra

Un bebé de 19 meses sufrió ayer graves lesiones en la cabeza al caer por un desnivel de siete metros en sa Calobra, en Escorca. El pequeño iba acompañado por sus padres, de nacionalidad británica, cuando se precipitó al vacío. Un agente de la Policía Local le prestó los primeros auxilios y luego fue atendido por un médico y una enfermera del Ib-Salut, que llegaron a bordo del helicóptero de la Guardia Civil. El menor fue trasladado en la aeronave a Son Espases, donde quedó ingresado a la espera de realizarle varias pruebas.

Los hechos, según explicaron fuentes policiales, ocurrieron poco antes de las dos de la tarde. La familia estaba de excursión y había llegado a sa Calobra en barco. Estaban recorriendo el paseo peatonal que lleva al Torrent de Pareis y parece ser que el menor iba en brazos de su madre cuando se precipitó por un desnivel. En la caída, desde unos siete metros de altura, se golpeó la cabeza contra las rocas y el suelo.

Fueron los propios padres quienes rescataron al menor y corrieron hacia un restaurante cercano, donde pidieron auxilio. Un agente de la Policía Local de Escorca que se encontraba en la zona de sa Calobra fue en su ayuda y alertó al servicio de emergencias 112, que movilizó de inmediato al resto de equipos de emergencias.

Para ganar tiempo, la Guardia Civil envió a su helicóptero, que recogió a un médico y una enfermera en el hospital Son Espases y los llevó al lugar del accidente.

Los efectivos sanitarios atendieron entonces al pequeño y comprobaron que presentaba diversas contusiones y traumatismos en la cabeza, añadieron las mismas fuentes

El menor estaba consciente y lloraba desconsoladamente. Finalmente, el niño fue trasladado en compañía de su madre a bordo del helicóptero del instituto armado a Son Espases.

El hospital palmesano había sido alertado ya de las graves lesiones sufridas por el pequeño y puso en marcha el protocolo establecido para atender este tipo de heridas. Estaba previsto que la víctima fuera sometida a lo largo de la tarde a varias pruebas para conocer el alcance de las lesiones, señalaron fuentes del centro hospitalario.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook