23 de abril de 2019
23.04.2019

Detenidos dos pirómanos por la oleada de fuegos en contenedores en Palma

Una cámara los captó el domingo en plena acción en s'Escorxador y la Policía cree que provocaron otros incendios en la zona

23.04.2019 | 02:45

La Policía detuvo ayer a dos hombres de 48 y 51 años como presuntos autores de varios incendios de contenedores declarados en los últimos meses en Palma. Los sospechosos estarían detrás del último fuego, que el pasado domingo de madrugada sembró el pánico en un bloque de pisos de la zona de s'Escorxador. Los investigadores están convencidos de que han provocado otros siniestros similares tanto en esa barriada como en el resto de la ciudad. Los acusados, ambos españoles y uno de ellos con un antecedente antiguo por otro tipo de delito, serán interrogados en las próximas horas. La oleada de fuegos intencionados ha afectado a más de 350 depósitos de basuras desde finales de 2017.

Los dos sospechosos fueron arrestados ayer a mediodía fruto del operativo especial puesto en marcha por la Policía Local y el Cuerpo Nacional de Policía para dar con los pirómanos. Las pesquisas, explicaron fuentes conocedoras del caso, implican a estos dos hombres en el incendio declarado anteayer en el número 10 de la calle Poeta Guillem Colom. Poco antes de las cinco y veinte de la madrugada, cinco contenedores quedaron envueltos en llamas. El fuego arrasó tres coches y llegó al portal del edificio, inundado por la densa humareda. Los vecinos tuvieron que ser confinados en la azotea.

Una cámara de control del tráfico del Ayuntamiento captó el momento en el que dos hombres pegaban fuego a estos contenedores. Las imágenes han permitido a la Policía Nacional identificar sin dudar a uno de ellos, que fue arrestado ayer a mediodía. Ya por la tarde, los agentes detuvieron al segundo implicado. Ahora, los investigadores del grupo de Atracos se enfrentan a una labor contra el reloj para recopilar pruebas contra los dos pirómanos. Los policías tienen previsto visionar más grabaciones de la zona, analizar sus últimos movimientos, interrogar a testigos y llevar a cabo registros en sus viviendas en busca de evidencias.

Los agentes están convencidos de que ambos estarían relacionados con otros incendios de contenedores declarados en las inmediaciones. Precisamente, este último fuego se produjo exactamente un año después de uno de los más graves que ha vivido la ciudad. Ocurrió ese mismo día, 21 de abril, a la misma hora y a escasos 100 metros, en la confluencia de las calles Agustí Buades y Francesc Suau. Un hombre resultó intoxicado por inhalación de humo y tuvo que ser trasladado a Son Espases al verse sorprendido por las llamas cuando dormía en un bazar chino en la zona de la Cruz Roja. Cinco contenedores ardieron y el fuego se extendió a seis vehículos y a la fachada de una finca. 80 vecinos fueron desalojados y los daños fueron cuantiosos.

Además, se han producido otros siniestros en un mismo radio de acción, que abarca Cas Capiscol, s'Escorxador y la Cruz Roja. La Policía analiza ahora si los dos hombres detenidos están también detrás de estos incendios intencionados y si han actuado en el resto de la ciudad. Los investigadores ya arrestaron a un vecino de s'Arenal por varios fuegos en la Playa de Palma.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook