30 de marzo de 2019
30.03.2019
Investigación policial

La víctima de la agresión grupal de Alicante contó en octubre en su instituto que la amenazaban con un vídeo

La menor ratifica en sede judicial la denuncia contra cuatro compañeros del instituto por agresión sexual

30.03.2019 | 10:09

La víctima de la presunta violación grupal por parte de cuatro menores en un municipio de la Marina Alta alertó en su instituto el pasado octubre de que estaba siendo amenazada con un vídeo, aunque sin llegar a concretar en un primer momento qué es lo que contenía, informó ayer la Guardia Civil. Tres de los presuntos agresores, de entre 14 y 16 años de edad, ingresaron en diferentes centros de rehabilitación de menores el jueves, mientras que el cuarto se marchó con su familia a Francia a finales del año pasado y tendrá que comparecer en próximos días.

La víctima acudió ayer a la Fiscalía de Menores de Alicante para ratificarse en su denuncia y para ser reconocida por una psiquiatra forense en el Instituto de Medicina Legal. Las fuentes consultadas por este diario señalaron que la joven volverá posteriormente para un interrogatorio más en profundidad a fin de concretar la participación en los hechos de cada uno de los arrestados, ya que en estos momentos no se encuentra en condiciones para afrontar una declaración judicial. En esta comparecencia irá asistida de letrado, ya que está personada como acusación particular.

Los hechos ocurrieron una tarde del mes de julio del año pasado, pero no fue hasta el 1 de marzo cuando la víctima formalizó la denuncia. Fuentes de la Benemérita informaron de que la víctima y una amiga habían ido a dar una vuelta con cuatro chicos a los que conocían por ser todos compañeros de instituto. En un momento dado, la amiga tuvo que marcharse y la joven se quedó a solas con los presuntos agresores, que la habrían obligado a desplazarse hasta un descampado próximo al cementerio de la localidad, que este diario omite por preservar la intimidad de la víctima, y allí habría ocurrido la agresión sexual.

Relato incompleto

La Guardia Civil informó de que la joven contó el pasado mes de octubre a responsables del centro educativo que tenía un problema con un compañero del instituto, que le habría estado amenazando con difundir un vídeo, pero sin llegar a contar su contenido. También relató que el pasado verano había quedado con una amiga y un grupo de chicos, a los que identificó plenamente por ser estudiantes del centro, aunque no iban a la misma clase. La menor contó que cuando se había quedado sola, pasó "algo", sin llegar a especificar qué y que la habían grabado, expresando su preocupación por la posible difusión del citado vídeo.

Las fuentes consultadas por este diario señalaron que los denunciados inicialmente pidieron a su víctima 50 euros a cambio de no hacer pública la grabación, cantidad que posteriormente, a medida que pasaba el tiempo, fueron rebajando hasta los quince euros. La chica se negó a pagar.

A finales de febrero, una orientadora escolar se entrevistó nuevamente con la menor y, esta vez, sí que contó la totalidad de lo ocurrido. Los hechos fueron puestos en conocimiento de la Guardia Civil, que se hizo cargo de inmediato de la investigación, mediante el Equipo de Policía Judicial de Xàbia, que da servicio a varios municipios de la Marina Alta, apoyados por agentes especializados en la actuación ante hechos de este tipo, en que las víctimas son mujeres o menores de edad. Finalmente la denuncia se formalizó el 1 de marzo y el día 5 se arrestó a tres de los presuntos autores de la violación grupal, mientras que el cuarto reside en Francia desde finales del año pasado. Los tres menores declararon en un primer ante la Guardia Civil asistidos de abogado y acompañados de sus representantes legales, tras lo que quedaron bajo la custodia de sus padres y a la espera de que fueran citados por la Fiscalía de Menores.

Como ya publicó ayer este diario, los tres comparecieron el jueves ante el juzgado de Menores dos de Alicante, decretándose a instancias de la Fiscalía su ingreso en régimen cerrado en centros de menores diferentes, así como la prohibición de aproximarse a la víctima y contactar con ella de cualquier modo. La Fiscalía optó por pedir el internamiento de los implicados ante el temor de que éstos pudieran fugarse del país ante la alarma social que han causado estos hechos.

Aunque en sus primeras declaraciones ante la Guardia Civil los menores admitieron haber tenido relaciones sexuales consentidas con la víctima, en la comparecencia en el juzgado la negaron e incurrieron en contradicciones al tratar de exculparse. El Departamento de Nuevas Tecnologías de la Guardia Civil está analizando el contenido de los teléfonos móviles intervenidos a los menores a fin de comprobar la existencia de posibles grabaciones en vídeo sobre estos hechos. El volcado de los terminales ya tiene autorización judicial y ya ha comenzado.

Internan a tres menores por otro caso en Castellón

El titular del Juzgado de Instrucción número 1 de Castellón, en funciones de guardia, acordó anoche el internamiento en régimen cerrado en diferentes centros durante un máximo de seis meses de tres menores detenidos por delitos contra la libertad sexual de otra menor.

El juez de guardia ha acordado así la petición de medidas cautelares formulada por la Fiscalía, que es la institución competente en la instrucción de los procedimientos abiertos al amparo de la Ley de Responsabilidad Penal del Menor.

Previamente, el magistrado decretó, también de acuerdo con el criterio del Ministerio Público, la libertad provisional de un adulto detenido en el marco del mismo atestado policial. El juez le ha impuesto como medida cautelar la obligación de comparecer una vez al mes en el juzgado.

La Policía detuvo a ocho personas, seis de ellas menores de edad, por su supuesta relación con las dos agresiones sexuales que ha denunciado una menor de 17 años durante las fiestas de la Magdalena en la ciudad de Castellón, según fuentes de la Fiscalía.

La alcaldesa de Castellón, Amparo Marco, afirmó ayer que las agresiones sexuales «son consecuencia de sentencias como las de la manada», y pidió un endurecimiento de las penas para este tipo de delitos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook