25 de marzo de 2019
25.03.2019

Una 'cueva de Alí Babá' en la Playa de Palma

La Policía Nacional encuentra el escondrijo de una banda especializada en desvalijar vehículos

25.03.2019 | 14:50
Móviles, tarjetas de identidad y otros efectos sustraídos por esta banda.

Una vivienda de la Playa de Palma se había convertido en una suerte de 'cueva de Alí Babá' con más de doscientos efectos robados. La Policía Nacional ha detenido a tres personas -dos hombres portugueses y una mujer española, pareja de uno de ellos- por numerosos robos con fuerza y hurtos.

El arresto la semana pasada de dos individuos y la averiguación del origen de algunos de los efectos sustraídos por los delincuentes que habían robado un camión puso a los agentes de la Policía Nacional tras la pista de estos tres delincuentes detenidos ahora. Estos últimos conformaban un grupo muy activo especializado en cometer pequeños delitos. De hecho, el principal de estos implicados es sobradamente conocido por los policías.

Tras numerosas gestiones y multitud de pesquisas, los investigadores localizaron el cuartel general de estos miembros de la banda. En el interior de una vivienda se almacenaban más de doscientos efectos sustraídos en multitud de robos. Entre estos objetos se encontraban bolsos, carteras, gafas, radiocasettes, ordenadores, televisores, herramientas, relojes, maquinaria, documentos de identidad de turistas, residentes de la zona y de trabajadores y repartidores.

Las sospechas de los agentes encargados del caso apuntan a que estos artículos proceden de robos en el interior de vehículos, hurtos a turistas y sustracciones en comercios. De hecho se considera que los efectos encontrados son los restos de estos delitos, los que tenían peor salida en el mercado negro. Otros han sido localizados en canales más habítuales. Algunos de estos objetos habían sido sustraídos hace dos años. Este dato acredita la continuidad de estos delincuentes en su actividad delictiva. Tras el hallazgo, la Policía Nacional se trata de poner en contacto con los propietarios de estos efectos recuperados a través de la colaboración internacional.

Los hermanos portugueses y la pareja española de uno de ellos cuentan en su haber con más de 60 detenciones. En el momento de su arresto, dos de estos individuos tenían una orden de detención cursada por varios juzgados de Palma.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook