14 de marzo de 2019
14.03.2019

Un acusado acepta dos años de cárcel por traficar con marihuana en Palma

El hombre tenía un punto de venta en su domicilio en la calle Reyes Católicos, muy cerca de un colegio

13.03.2019 | 21:04

Un acusado aceptó ayer en la Audiencia de Palma una pena de dos años de prisión por traficar con marihuana en su domicilio, ubicado en la calle Reyes Católicos, muy cerca de un colegio de la capital balear, a mediados de 2016. El sospechoso, de 36 años y natural de Ecuador, tenía un punto de venta de droga en su casa que fue desmantelado por la Policía Nacional el pasado 16 de junio de 2016.

El hombre confesó los hechos ayer por la mañana ante el tribunal de la sección primera. Se declaró autor de un delito contra la salud pública por el que se conformó con dos años de cárcel y una multa de mil euros.

Inicialmente, la fiscalía pedía para él cuatro años de prisión y 2.000 euros de multa. El encausado no entrará en la cárcel porque la sala le ha suspendido la pena por un periodo de cuatro años.

El sospechoso se dedicaba a vender sustancias estupefacientes en su domicilio situado en la calle Reyes Católicos de Palma en fechas anteriores a junio de 2016.

La Policía Nacional montó un dispositivo de vigilancia en las proximidades de la vivienda y detectó el 25 de mayo de 2016, poco antes de las nueve de la noche, que el acusado realizaba una venta de un gramo de cannabis a un consumidor. Días después, el 6 de junio, sobre las nueve menos cuarto de la noche, efectuó otra venta de un gramo de cannabis.

Finalmente, vendió otra pequeña dosis de marihuana el 10 de junio, aproximadamente a las ocho y media de la tarde.

La Policía Nacional practicó un registro en su domicilio y desmanteló el activo punto de venta de droga el 16 de junio. Allí, los agentes le intervinieron una balanza de precisión, un cuaderno, un trozo de cartón con notas manuscritas con nombres y cantidades, 70 euros en billetes fraccionados, 12 envoltorios monodosis, una bolsa con cogollos y un bote con más de 230 gramos de marihuana. También se incautaron de cerca de seis gramos de cocaína valorada en el mercado ilícito en 106 euros. Todas estas sustancias las tenía el hombre en su poder para destinarlas a la venta ilícita entre terceras personas. El punto de venta de droga estaba ubicado cerca de un colegio en Palma.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook