11 de marzo de 2019
11.03.2019

Un testigo ve por primera vez al pirómano en acción en Palma

Tres contenedores de la calle Sant Vicenç de Paül han resultado totalmente destrozados y fundidos sobre las doce de la noche tras la acción del incendiario

12.03.2019 | 00:28
Un testigo ve por primera vez al pirómano en acción en Palma

Doble ataque del pirómano. Al menos media docena de contenedores han sido calcinados esta noche en sendos incendios en el barrio de Camp Redó. Los fuegos han afectado a unos tres depósitos de la calle Sant Vicenç de Paül y de la calle del Bisbe Bernat Nadal, justo detrás del Carrefour. Por primera vez una persona ha visto al autor y ha apuntado la posibilidad de que haya sido capturado si bien la policía no ha confirmado este extremo.

Los incendios han tenido lugar poco antes de la medianoche. En primer lugar han ardido unos cuatro contenedores en la calle Bisbe Bernat Nadal, dos de basura, y los otros de plástico y cartón. Los depósitos han quedado reducidos a cenizas en cuestión de minutos. Pero el reguero de destrucción no ha acabado ahí. Acto seguido, el pirómano se ha desplazado a la calle paralela para prender otro grupo de contenedores. Las llamas han alcanzado varios metros y han afectado a un árbol y a un coche aparcado al lado. Se da la circunstancia de que estos depósitos están situados enfrente del colegio Sant Vicenç de Paül. Afortunadamente, las llamas no han afectado a las instalaciones escolares. Asimismo, la intervención de varios vecinos que han movido varios contenedores han evitado que se quemaran más depósitos. En total han ardido tres. Como en el ataque anterior han sido pasto de las llamas en cuestión de minutos.


Al lugar se han desplazado de inmediato una dotación de Bombers de Palma y efectivos de la Policía Local. Los bomberos han sofocado el fuego y han evitado que afectara al colegio, dado que uno de los árboles que hay junto al recinto ya había prendido.

Por primera vez un testigo presente en el lugar ha asegurado haber visto al autor de los fuegos. El testigo ha relatado haber visto a un varón de unos 30 años vestido de blanco y muy delgado echando colchones a los contenedores de detrás del Carrefour, para acto seguid prenderles fuego.

El testigo ha explicado que a continuación el incendiario se ha ido hacia la calle Sant Vicenç de Paül, donde ha concluido su macabra obra. Este joven ha relatado cómo la Policía le ha parado para pedirle la documentación y en ese momento ha escuchado por la radio de los agentes que el autor de los fuegos había sido detenido. No obstante, la Policía no ha podido confirmar esta información.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook