17 de febrero de 2019
17.02.2019

La redada de Son Gotleu continúa con la detención de una mujer con 2.300 euros

Dos detenidos por reclamación del juez y otros dos arrestados por narcotráfico fueron puestos ayer a disposición judicial

17.02.2019 | 02:45

La denominada 'Operación Warrior' en Son Gotleu continuó ayer por la mañana con la detención de una mujer, a la que se le han intervenido 2.300 euros en su domicilio. Con este arresto se elevan a cinco los detenidos en la redada policial en el conflictivo barrio palmesano iniciada la tarde del viernes y culminada en la mañana de ayer.

Esta detenida quedó en libertad con cargos. Mientras, dos detenidos con una reclamación judicial pendiente fueron presentados ayer por la mañana ante el juez. Por la tarde, condujeron a otros dos arrestados por tráfico de drogas.

A partir de las cinco de la tarde del pasado viernes, un centenar de agentes de la Policía Nacional y de la Policía Local de Palma se desplegaron por el barrio de Son Gotleu en un operativo contra el tráfico de drogas, la inmigración clandestina y las irregularidades en diversos establecimientos.

Así, de la Policía Nacional tomaron parte de los efectivos de la Unidad de Prevención y Reacción (UPR), motoristas, guías caninos, Policía Judicial, Brigada de Extranjería y Policía Científica. Un helicóptero del Cuerpo sobrevoló el barrio durante toda la tarde.

Por parte de la Policía Local de Palma actuaron efectivos de la Patrulla Verde, agentes de la Unitat de Seguretat Integral (Usei) y de la Unitat d'Intervenció Immediata (UII).

Infracciones muy graves

Un total de diez locales fueron inspeccionados, de los que dos fueron precintados inmediatamente por infracciones muy graves de las medidas de seguridad. Las pésimas condiciones de la instalación eléctrica aconsejaron su clausura al momento.

También se levantaron cuatro actas por tenencia de sustancias estupefacientes y otras 23 por infracciones a la ley de actividades, sanidad, medidas de seguridad y contra la propiedad industrial. Los agentes intervinieron diversas cantidades de marihuana y hachís y efectos para su venta.

En el transcurso de la redada, uno de los detenidos intentó escapar y echó a correr. Su escapada tuvo un corto recorrido. Varios agentes cayeron sobre él y le redujeron a los pocos metros.

Los policías identificaron a 18 personas extranjeras en Son Gotleu, de las que siete se encontraban residiendo en España en situación irregular. A estos últimos, los agentes les incoaron un expediente de expulsión.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook