07 de enero de 2019
07.01.2019
Tribunales

Condenados por odio dos jóvenes que agredieron a un militar en Palma

Los acusados reconocen que atacaron a un comandante en el Born y aceptan un año y medio de prisión e indemnizarle con 9.000 euros

07.01.2019 | 11:29

Dos jóvenes fueron condenados este lunes por un delito de odio por agredir a un militar en Palma. Los acusados reconocieron durante el juicio celebrado en la Audiencia Provincial que abordaron a un comandante del Ejército en el paseo del Born, le propinaron varios puñetazos, lo lanzaron contra un banco y unos contenedores mientras le llamaban "facha". La víctima sufrió diversas lesiones que la han dejado algunas secuelas. Los procesados aceptaron un año y medio de prisión, 630 euros de multa e indemnizar al militar con 9.000 euros por delitos de odio, lesiones leves y atentado. Ambos pidieron disculpas "a la institución y al demandante". 

Los hechos ocurrieron en la mañana del 10 de marzo de 2017 en el paseo del Born, en Palma. Como admitieron los acusados, ambos se acercaron al comandante, que iba uniformado, y empezaron a hacerle fotos mientras se reían. El militar les reprendió por ello. Entonces, uno de los jóvenes agarró por el cuello a la víctima y empezó a propinarle puñetazos en el mentón. "Sois unos fachas, os creéis que estáis en la época de Franco", le espetó mientras le golpeaba. A la agresión se sumó el otro acusado, que dio golpes al militar por todo el cuerpo. Acto seguido, lo tiraron contra un banco de piedra y luego contra unos contenedores. Los dos jóvenes no dejaron de agredir al comandante hasta que varios testigos corrieron a ayudarle. Acabaron marchándose mientras el perjudicado les seguía, a lo que los acusados le amenazaron con volver a pegarle.

La agresión, según las acusaciones, se produjo "con intención vejatoria relacionada con consideraciones ideológicas supuestamente relacionadas con la condición de militar" del perjudicado. El hombre sufrió contusiones por todo el cuerpo y tardó más de tres meses en recuperarse. Como secuelas le ha quedado un dolor en la espalda que le ha impedido realizar las pruebas físicas anuales y llevar a cabo su actividad profesional relacionada con la educación física y la defensa personal.

Los dos procesados se declararon este lunes ante el tribunal de la sección segunda de la Audiencia Provincial autores de delitos de odio, atentado y lesiones. Ambos  reconocieron los hechos y aceptaron penas que suman un año y medio de prisión y sendas multas de 630 euros. Además, tendrán que indemnizar al militar con 9.000 euros entre los dos. Los jóvenes pidieron disculpas por lo ocurrido. Su confesión es fruto del acuerdo alcanzado entre sus abogados, la fiscalía y el abogado del militar, que ejercía la acusación particular. Las partes acordaron que se suspendan las penas de prisión por un plazo de tres años, por lo que los condenados no ingresarán en la cárcel.

El comandante general de Balears, Juan Cifuentes, y otros mandos militares acompañaron a la víctima hasta la Audiencia Provincial para darle su apoyo antes de que comenzara la vista oral.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook