15 de septiembre de 2018
15.09.2018
Investigación

Detenidos por sustraer tres cuadros valorados en 40.000 euros en Calvià

La Guardia Civil recuperó las obras cuando intentaban revendérselas a su propietaria legítima

15.09.2018 | 02:45
Las tres obras de Pau Lluís Fornés sustraídas, tras ser recuperadas por la Guardia Civil.

La Guardia Civil ha detenido a dos ciudadanos alemanes de 56 y 58 años que presuntamente sustrajeron tres valiosos cuadros de una casa de Portals Nous, en Calvià. Las obras, del pintor mallorquín Pau Lluís Fornés, están valoradas en 40.000 euros. Los dos hombres se pusieron en contacto con la dueña de las pinturas para ofrecerle la oportunidad de recuperarlas a cambio de dinero, circunstancia que fue aprovechada por los guardias civiles para arrestarles.

Según informaron fuentes de la Guardia Civil, las obras fueron sustraídas de un domicilio de Portals Nous el pasado mes de agosto. Al parecer la propietaria había permitido el acceso a una persona, que se había interesado por comprar el inmueble, aunque la mujer había dejado claro que los cuadros que había en su interior no estaban en venta. Este hombre, un ciudadano alemán, junto a un compatriota, aprovechó esta situación para llevarse tres pinturas de Pau Lluís Fornés valoradas en 40.000 euros.

La mujer denunció la sustracción a la Guardia Civil, que abrió una investigación. Los agentes de la Policía Judicial averiguaron que los sospechosos podrían estar preparando el traslado de las obras de arte al extranjero, pero que todavía no lo habían hecho.

Recientemente estas personas se pusieron en contacto con la propietaria y le ofrecieron la oportunidad de recuperarlas a cambio de una cantidad de dinero, por lo que concertaron una cita en un polígono industrial de Calvià.

Quienes acudieron a este encuentro fueron dos agentes de la Guardia Civil de paisano, que identificaron a los dos alemanes y recuperaron las tres obras, que estaban perfectamente embaladas y dispuestas para ser enviadas a Alemania. Al parecer los dos hombres tenían previsto llevarse allí los cuadros en el caso de que la dueña no aceptara pagar por recuperarlos.

La Guardia Civil se incautó de los cuadros y los devolvió a su propietaria. Los dos alemanes fueron detenidos por un presunto delito de apropiación indebida, mientras las gestiones policiales proseguían para localizar a un tercer implicado.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook