10 de julio de 2018
10.07.2018

Otra noche toledana en Platja de Palma

La Policía Nacional ha detenido a siete personas por robos al descuido y agresiones

10.07.2018 | 13:10
Otra noche toledana en Platja de Palma

Controles conjuntos

título del la imagen
  • Policía Local y Nacional inspeccionan locales conflictivos
    Agentes de la Policía Local de Palma y de la Policía Nacional han llevado a cabo una serie de inspecciones en diferentes locales de s´Arenal que habían sido repetidamente denunciados por los vecinos de la zona por ruidos, molestias, riñas y consumo de sustancias estupefacientes. Los establecimientos están ubicados en las calles Amílcar y Joaquim Verdaguer. Tras practicar las inspecciones los agentes levantaron diversas actas, tanto por ruidos como por diferentes infracciones administrativas en uno de los locales y por el consumo de estupefacientes. En total se levantaron trece denuncias. Los dos cuerpos policiales anunciaron su intención de seguir practicando inspecciones conjuntas en todos los establecimientos donde se sospeche que se cometen infracciones penales o administrativas.

Las noches de s'Arenal, con el epicentro en la calle Pare Bartomeu Salvà –la conocida como Calle del Jamón– están en su apogeo. La Policía Nacional ha detenido a siete personas durante la pasada madrugada por diferentes delitos, sobre todo robos al descuido y agresiones. Uno de ellos, un turista alemán, llegó a enfrentarse a golpes a un agente e intentó huir a la carrera.

Según han informado fuentes de la Policía Nacional, a primera hora de la noche un agente libre de servicio se percató de la presencia de un individuo en la playa que vigilaba a los bañistas con claras intenciones de apoderarse de los efectos que dejaban sobre la arena. Este policía dio el aviso al 091 y poco después llegó al lugar una patrulla que identificó al sospechoso. Los agentes comprobaron que se trataba de un ciudadano rumano que tiene en vigor una orden europea de detención para cumplir una condena de tres años de prisión en su país por un delito relacionado con la seguridad del tráfico.

Sobre las dos de la madrugada otra patrulla de la Policía Nacional que realizaba un servicio de vigilancia en la zona sorprendió a dos conocidos delincuentes que acababan de sustraer el bolso a una turista alemana. Los agentes comprobaron que el bolso contenía los efectos personales dela mujer y dos teléfonos móviles. Los dos individuos, un español y un marroquí, fueron detenidos.

A las cuatro y media de la madrugada otra patrulla es requerida para que acuda a un conocido local de la Calle del Jamón, donde se está produciendo una reyerta entre un grupo de alemanes y el personal del establecimiento. Cuando llegan al lugar los policías se encuentran a un grupo de turistas bebidos, gritando en una actitud muy agresiva. Cuando van a ser identificados uno de ellos se enfrenta a un policía y echa a correr. Los agentes salieron en su persecución y lo alcanzaron en la playa, donde fue reducido y detenido.

A las cinco de la madrugada otra patrulla policial se fijó en tres jóvenes que, al verles, echaron a correr en dirección contraria. Los agentes salieron en su persecución y observaron que en su huida arrojaron una mochila en un pinar. Finalmente fueron alcanzados y los policías recuperaron la mochila. Tras realizar diversas gesiones fue localizaro el propietario, un turista alemán, que explica que se la habían sustraído poco antes mientras se bañaba en el mar. Los tres presuntos descuideros han sido detenidos. Se trataba de un menor español, un argelino en situación irregular en España y un marroquí.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook