24 de febrero de 2018
24.02.2018
Violencia

Detenida una falsa asistenta social que desvalijaba a ancianos en Palma

La mujer se informaba sobre dónde vivían personas mayores solas y se ganaba su confianza

24.02.2018 | 02:45
Agentes de la Policía arrestaron el jueves a la falsa asistenta social.
Agentes del Grupo de Atracos de la Policía Nacional arrestaron el jueves en Palma a una mujer de 32 años, con múltiples antecedentes, por desvalijar al menos a cinco octogenarios haciéndose pasar por asistente social. La mujer se ganaba su confianza presentándose como empleada de los servicios sociales, se ofrecía para ayudarles a caminar por el pasillo de sus casas o ponerles crema, y aprovechaba para hurtarles las joyas o los efectos de valor que encontraba. En algunas ocasiones, cuando las víctimas se resistían, llegó a emplear la violencia con ellas. La presunta ladrona quedó en libertad con cargos tras prestar declaración en el juzgado.

El Grupo de Atracos de la Policía había puesto en marcha una investigación tras detectar las actividades de una ladrona que se dedicaba a sustraer joyas a personas mayores en Palma. La Policía recibió la primera denuncia atribuida a la sospechosa el 27 de septiembre del año pasado, y en los meses siguientes se habían repetido los robos con el mismo patrón.

Se trataba de una mujer joven que se presentaba en el domicilio de estas personas, por lo general octogenarias que viven solas, diciendo que era asistente social y que la enviaban los servicios municipales para prestarle ayuda.

En algunos casos las víctimas eran personas con movilidad de movilidad reducida que precisaban de un andador para caminar. La mujer se ofrecía a ayudarles a moverse por el pasillo. En otras ocasiones, cuando las víctimas tenían alguna dolencia en las extremidades, les aplicaba una crema. Se trataba siempre de excusas para que las mujers se quitaran las pulseras, anillos y otras joyas que llevasen puestas. La mujer cogía estas alhajas y se marchaba.

En al menos dos casos, cuando las víctimas se percataron de que estaban siendo objeto de un robo y trataron de impedirlo, la mujer reaccionaba con violencia. Llegó a zarandear y empujar a dos de las ancianas para arrebatarles las joyas.

Los investigadores de la Policía consiguieron finalmente identificar a la sospechosa, una mujer española de 32 años identificada como María Dolores S.H., con diversos antecedentes por hurtos.

La presunta ladrona fue finalmente detenida el jueves por la mañana y esa misma tarde fue conducida al juzgado de guardia. Fue acusada de cinco delitos de robo con violencia, usurpación de funciones e intrusismo. Tras prestar declaración, quedó en libertad con cargos.

En el transcurso de la investigación la Policía descubrió que la mujer realizaba primero averiguaciones en las fincas donde se disponía a actuar. Preguntaba a los vecinos, simulando siempre ser una empleada de los sercicios sociales, sobre la existencia de personas mayores que vivieran solas.

La Policía Nacional tiene hasta ahora cinco denuncias de personas que habrían sido desvalijadas por la presunta ladrona. Se trata de cuatro mujeres y un hombre, todos octogenarios. Sin embargo, no se descarta que haya más víctimas que no hayan presentado denuncias. La investigación sigue abierta.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine