27 de octubre de 2017
27.10.2017
Tribunales

Una treintena de acusados del clan de ´El Pablo´ alcanzan un acuerdo con el fiscal

El cabecilla del grupo, Pablo Campos Maya, se conformará con cuatro años y medio de prisión por narcotráfico en La Soledat

27.10.2017 | 02:45
El líder de la banda, Pablo Campos Maya, ´El Pablo´, el histórico narco de La Soledat, entró en la Audiencia de Palma comiendo un bocadillo.

Una treintena de acusados del clan de narcotraficantes de 'El Pablo' han alcanzado un acuerdo con la fiscalía por dedicarse a traficar con drogas en el barrio palmesano de La Soledat en 2014 y 2015. Al menos 29 sospechosos de un total de 52 confirmaron ayer en la Audiencia de Palma, a través de sus abogados defensores, que se declararán responsables de un delito contra la salud pública en la próxima vista oral.

El cabecilla del grupo, Pablo Campos Maya, el histórico narcotraficante de La Soledat de 56 años, se conformará con una condena de cuatro años y medio de prisión. Inicialmente, se enfrentaba a siete años de cárcel por narcotráfico e integración en grupo criminal. Uno de sus hijos, Pablo, considerado uno de sus más estrechos colaboradores, también llegó a un pacto con el fiscal antidroga de Balears, Julio Cano. En cambio, otro de sus vástagos, Iván, para el que la acusación pública reclama en un principio una de las condenas más altas, nueve años y medio de prisión, no alcanzó ningún acuerdo.

Otros encausados que confesarán los cargos en el juicio son 'El Cololo', uno de los hombres de confianza de 'El Pablo', que presuntamente organizó una operación para introducir cocaína en la isla desde Sudamérica. Por ello, en enero de 2015 viajó a Colombia junto con una correo para que esta transportara un alijo de 1,2 kilos de cocaína en el interior de su organismo. La mujer fue interceptada y detenida con la droga en el aeropuerto de Barcelona. 'El Cololo' aceptará más de cinco años de cárcel, como otros dos sospechosos.

Mientras, el resto de implicados no quiso conformarse con los hechos. Entre ellos, se encuentran varios encausados que supuestamente distribuían sustancias estupefacientes a menores de edad que acudían a las viviendas de la calle Teix, en Palma, convertidas en activos puntos de venta de droga. Estas personas se enfrentan a penas más elevadas, pero podrían seguir negociando con el fiscal en las próximas semanas.

Vista previa


Ayer al mediodía, se celebró la vista previa en la sala del jurado de la Audiencia de Palma, por motivos de espacio, para poder acoger al medio centenar de sospechosos. Se trata de una de las causas que reúnen a un mayor número de procesados por narcotráfico en Balears, junto con el macroproceso de Kabul, que descabezó el clan de La Paca de Son Banya.

Todos los encausados se encuentran libres y dos de ellos comparecieron por videoconferencia. La sede judicial se blindó para la ocasión y la Policía Nacional reforzó la seguridad. 'El Pablo', que estuvo un año en prisión provisional por esta causa y al que la Policía Nacional le intervino su todoterreno, un Porsche Cayenne, entró en el edificio comiendo un bocadillo y bromeando.

El presidente de la sección segunda concedió el plazo de un mes, hasta el 27 de noviembre, para que el fiscal modifique su escrito de conclusiones incluyendo a los encausados que se conformen. Durante este periodo se podrían añadir más pactos.

Los 52 acusados se enfrentan a penas que suman más de 200 años de prisión por delitos contra la salud pública e integración en grupo criminal. La fiscalía mantiene que los encausados formaban una estructura organizada que se dedicaba a traficar con marihuana y cocaína en Palma.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook