25 de enero de 2017
25.01.2017
Tribunales

Una banda de jóvenes acepta diez años de cárcel por robar en casas y locales en Palma y Calvià

El principal acusado arrolló a un policía local en Bendinat y lo arrastró varios metros cuando huía con un coche sustraído

25.01.2017 | 15:45
Una banda de cuatro jóvenes ha aceptado hoy en un juzgado de Palma penas que suman diez años de prisión por cometer varios robos en domicilios y locales de la ciudad y en el término de Calvià en apenas una semana a finales de abril de 2016. Los sospechosos desvalijaron un colegio inglés de madrugada en Portals Nous tras saltar una valla perimetral de más de dos metros de altura y forzar una puerta. Se desplazaban en un coche, modelo Audi A1, que dos de ellos habían sustraído días antes al perpetrar otro golpe en una vivienda de Son Armadams.

El principal acusado, de 25 años, atropelló a un policía local de Calvià y lo arrastró durante cinco metros cuando huía con el coche robado por la zona de Bendinat. El muchacho, que carece de carné de conducir, hizo caso omiso a las indicaciones del agente que le dijo que le entregara las llaves del vehículo y aceleró bruscamente arrollando al funcionario. El perjudicado sufrió lesiones en una rodilla y precisó tratamiento quirúrgico, por lo que tendrá que ser indemnizado con más de 3.000 euros. El autor del atropello hoy ha confesado los hechos y se ha conformado con una condena de cuatro años y nueve meses de cárcel y una multa por cinco delitos de robo con fuerza, resistencia, lesiones y conducción sin permiso. En concepto de responsabilidad civil, tendrá que indemnizar a las víctimas con unos 11.000 euros.

Sus compinches, otros tres jóvenes, han admitido los cargos ante el juez y han aceptado penas de uno y dos años de prisión por robo. Uno de ellos también ha sido condenado por un delito contra la salud pública, ya que la Policía Nacional descubrió una plantación de marihuana al registrar la habitación que ocupaba en un piso en la calle Son Gotleu, en Palma. Los investigadores le intervinieron 58 plantas de cannabis sativa.

Los cuatro acusados irrumpieron la madrugada del pasado 1 de mayo de 2016 en un colegio inglés de Portals Nous donde se apoderaron de diversos efectos y causaron desperfectos. Tras este golpe, se dieron a la fuga en un Audi A1 que dos de ellos habían sustraído días antes en Palma. El conductor del coche, que no tiene carné, se dirigió hacia Bendinat, donde aparcó. Luego, se produjo el atropello al policía local, que quedó herido.

Una semana antes, dos de los sospechosos desvalijaron una casa en Son Armadams, de donde se llevaron las llaves del coche y otros artículos. También cometieron más robos en otro domicilio en Palma y en un restaurante de Portals Vells. En este último establecimiento, se apoderaron de alimentos y de diez botellas de ginebra y vino.

Hoy por la mañana en la sede de Vía Alemania, todos los encausados se han declarado culpables ante el juez, que ha dictado sentencia 'in voce' contra ellos. Dos muchachos se encuentran en prisión desde mediados de mayo de 2016, cuando la Policía Nacional desarticuló la activa banda de jóvenes ladrones.
 

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook