Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Tribunales

Claudia Schiffer llega a un acuerdo con su vecino por la tala de dos pinos

El juzgado de instrucción 8 de Palma que investiga el caso ha archivado el procedimiento

La modelo alemana Claudia Schiffer pasea por Puerto Portals durante uno de sus veranos en la isla.

La modelo alemana Claudia Schiffer pasea por Puerto Portals durante uno de sus veranos en la isla.

El litigio del verano que enfrentó a dos famosos vecinos por la tala de dos pinos en Camp de Mar, en Andratx, ha acabado en un pacto extrajudicial entre ambas partes. La modelo alemana Claudia Schiffer ha alcanzado recientemente un acuerdo con el perjudicado, Willi Weber, exmanager de los pilotos de Fórmula 1 Michael y Ralf Schumacher, quien se querelló contra ella y su jardinero por presuntamente haber cortado dos pinos de su propiedad sin su consentimiento dentro de su parcela en julio de 2015.

La top model germana ha resarcido a su vecino extrajudicialmente por los daños y perjuicios ocasionados y, de esta manera, ha evitado tener que declarar en calidad de investigada ante el magistrado de Palma Antoni Rotger, que hasta ahora instruía la causa. Precisamente, el querellante presentó hace pocas semanas un escrito en el juzgado de instrucción número 8 de Palma, que investigaba los hechos, en el que comunicaba que había llegado a "un acuerdo amistoso" y que, por ello, renunciaba a las acciones civiles y penales que le pudieran corresponder. Así pues, comunicaba que no iba a proseguir con su querella.

Al tratarse de unos daños o una supuesta apropiación entre particulares quienes ya han alcanzado un acuerdo económico y, por tanto, ya han solucionado el conflicto que mantenían, el caso finalmente ha acabado archivándose en los juzgados.

Sobreseimiento provisional

El juzgado de instrucción número 8 de Palma ha decretado el sobreseimiento provisional de la causa, por lo que cierra las actuaciones contra Claudia Schiffer y dos jardineros. Estos dos últimos profesionales ya declararon en calidad de imputados (actualmente, investigados) en la sede de Vía Alemania, mientras que la famosa modelo alemana no lo hizo, si bien se le comunicó que estaba siendo investigada en un procedimiento judicial.

El auto de archivo, fechado en noviembre, detalla que de lo actuado no aparece debidamente justificada la perpetración del delito que dio motivo a la formación de la causa. Por todo ello, el magistrado decreta el sobreseimiento del caso.

El perjudicado, Willi Weber, una persona también muy conocida en el mundo de la Fórmula 1, interpuso una querella criminal contra su vecina, la top model germana, por allanamiento de morada, apropiación indebida y un delito contra el medio ambiente.

Según su versión, en el verano de 2015 dos pinos de su propiedad fueron talados sin su consentimiento por parte de un jardinero que actuó por orden de Schiffer. Se trataba de dos árboles de una altura aproximada de diez metros y un diámetro de 34 centímetros. Los ejemplares, valorados en la querella en 30.700 euros, según un presupuesto que el perjudicado aportó en concepto de reposición de los pinos, se hallaban en la zona del jardín que linda al suroeste con el solar vecino de Claudia Schiffer.

El querellante mantenía, que para talar sus dos pinos el pasado 22 de julio de 2015, tuvieron que pasar por encima de muros y verjas de separación, aprovechando su ausencia en la finca. Al cortar los árboles, varias ramas cayeron y golpearon un aparato de aire acondicionado, que quedó inutilizable. Según su versión, se apropiaron de los dos pinos, los troncos y sus ramas, todo ello con un valor económico alto.

El afectado detallaba que el objetivo de la modelo alemana al talar los árboles era mejorar las vistas desde su casa a la bahía de Camp de Mar. Según alegaba, los señores Schiffer llevan años intentando vender su finca y, de esta manera, ganaban en vistas al mar y podían mejorar el precio de venta. Por contra, el perjudicado lamentaba que su propiedad se había visto afectada por la falta de sombra que le proporcionaban las ramas de los pinos talados.

Según la querella, el pasado 6 de julio de 2015, un jardinero, por orden de Claudia Schiffer, cortó unos árboles en el terreno de ella. Varias ramas cayeron a su propiedad, él tuvo que encargarse de la limpieza y entonces prohibió a la modelo y a sus trabajadores entrar en su finca. Pese a su advertencia, el 22 de julio, accedieron a su parcela y serraron sus dos pinos. Todo ello le ocasionó perjuicios. Uno de los jardineros alegó que los árboles estaban enfermos. Hace más de un mes ambas partes pidieron al juez paralizar el proceso para negociar.

Compartir el artículo

stats