07 de agosto de 2014
07.08.2014

Cuatro detenidos tras intervenirles 250 plantas de marihuana en Llubí

La Guardia Civil descubrió la plantación en una finca rústica y halló una escopeta sustraída en 2006

07.08.2014 | 06:30
La plantación de marihuana incautada en Llubí se hallaba en un avanzado estado de crecimiento.

La Guardia Civil se ha incautado de una gran plantación de cannabis en las afueras de Llubí compuesta por 250 plantas de marihuana y ha detenido a cuatro personas por su presunta relación con el alijo de droga. Los sospechosos son tres hombres y una mujer españoles de entre 25 y 34 años de edad, entre ellos un matrimonio. Todos ingresaron en prisión el pasado viernes por orden judicial por un delito contra la salud pública.

Los agentes les imputan también tenencia ilícita de armas, ya que descubrieron en un registro domiciliario una escopeta de caza en perfecto estado y munición. El arma había sido sustraída en el año 2006.

Las pesquisas, llevadas a cabo por la Guardia Civil del puesto de Santa Margalida, se iniciaron hace un mes cuando el helicóptero del Instituto Armado localizó la plantación de forma casual cuando sobrevolaba una finca rústica ubicada a la salida de Llubí, dirección a Inca. En ese momento, empezaron las investigaciones y se llevaron a cabo diversas vigilancias. Una de las dificultades con las que se toparon los agentes fue que la propiedad se hallaba en mitad del campo, en una zona de difícil acceso rodeada de un encinar.

Por ello, fue necesario el apoyo del helicóptero para acceder al lugar. La Guardia Civil aprehendió 250 plantas con un peso de 190 kilos de marihuana. El cultivo se hallaba en pleno esplendor, en un avanzado estado de crecimiento con plantas de dos metros de altura. Los sospechosos tenían previsto recolectar la sustancia, pero fueron sorprendidos y arrestados la semana pasada.

La finca allanada disponía de un sistema de riego a través de un aljibe y también de un invernadero para cuando descendieran las temperaturas. Los cuatro detenidos fueron encarcelados el pasado viernes por orden judicial.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook