­El juez instructor de la causa contra cuatro policías locales que fueron denunciados por un individuo por la forma en que intervinieron los agentes contra él, pese a que antes éste había agarrado del cuello a uno de ellos, ha archivado las pesquisas al alegar que las lesiones que presentaba el denunciante tras los hechos se debieron a los golpes que el denunciante se propinó y no a la actuación de los policías. Mediante un auto, el titular del Juzgado de Instrucción número 1 de Manacor ha sobreseído de este modo el proceso para los cuatro efectivos locales de Capdepera