20 de agosto de 2008
20.08.2008

Un hombre mata a su mujer de varios disparos y luego se suicida en Valencia

Un hijo de la pareja, de ocho años, estaba presente en el lugar donde se cometió el crimen

20.08.2008 | 02:00
La Guardia Civil investiga las circunstancias del último crimen por violencia doméstica.
Una mujer ecuatoriana, de 42 años, se convirtió ayer en la última víctima de la violencia doméstica, después de que su pareja sentimental, también ecuatoriano y de 38 años, le disparara varios tiros hasta acabar con su vida. Después del crimen, cometido en el domicilio familiar, el asesino se suicidó con la misma escopeta con la que había matado a la mujer, con la que convivía desde hacía una década. Con este suceso ya son 49 las mujeres víctimas de este tipo de violencia, y, además, es la tercera mujer extranjera que ha fallecido a manos de su pareja en los últimos tres días, después de que el pasado domingo apareciera sin vida una mujer brasileña en Vigo y el lunes una letona apuñalada en Tenerife, ambas asesinadas por sus novios.
La alarma la dio un vecino de la pareja, que tras oír hasta seis disparos en la vivienda contigua avisó a la Guaria Civil que se personó en el lugar de los hechos. Allí, encontraron los dos cadáveres con heridas de bala. que fueron trasladados al Instituto Anatómico Forense para que se les efectuara la autopsia. Mientras, la Guardia Civil ha comenzado una investigación para esclarecer los hechos, aunque fuentes de la Benemérita señalaron que todo apunta a que el hombre disparó en varias ocasiones a su pareja, suicidándose después con una escopeta, el único arma encontrada en el lugar del suceso. Un hijo de la pareja, de 8 años, estaba en la vivienda.
Según explican los vecinos, el hombre, que no tenía antecedentes penales, había llegado a España antes que ella, enfermera de profesión, y una vez que ambos estuvieron en nuestro país se instalaron en Onteniente, hace ya diez años. En la localidad valenciana se establecieron junto a su hijo de 8 años, primero trabajando en una pizzería y luego se pusieron al frente de un restaurante. Además tenían otros dos hijos, de 18 y 20 años, que residían fuera.
Los vecinos de la pareja aseguran que la noticia les ha supuesto "una gran sorpresa" para todos ya que jamás habían visto discutir a la pareja. Sin embargo, un amigo de los fallecidos señaló que el lunes llamó al restaurante que ambos regentan para reservar mesa y el hombre le dijo que el establecimiento estaba cerrado porque se había muerto su madre, sin darle más detalles, relató.
Con este suceso ya son 49 la mujeres que han muerto a mano de sus parejas o ex parejas. Además, es la tercera mujer extranjera que ha fallecido en los últimos tres días. Uno de los presuntos asesinos ingresó ayer en prisión.
Compartir en Twitter
Compartir en Facebook