Según han informado hoy a Efe fuentes de la Guardia Civil, a las cinco de esta madrugada recibieron varias llamadas alertando de que un vehículo circulaba en sentido contrario por la A-92.

El instituto armado cortó la vía en dos lugares y montó un dispositivo en el que participaron patrullas de cinco localidades.

Finalmente, una patrulla encontró el vehículo parado en un arcén en el kilómetro 60 de la A-92.

El conductor, A.A.S., de 50 años y vecino de La Puebla de Cazalla, fue sometido a la prueba de la alcoholemia y dio 1,35 miligramos de alcohol en aire aspirado, una cantidad muy elevada, según las citadas fuentes.

Este hombre fue detenido por dos delitos contra la seguridad vial: conducir de modo temerario y circular bajo los efectos del alcohol.