El verano pasado

El auténtico Le Pen reinaba en Artà

El auténtico Le Pen reinaba en Artà

El auténtico Le Pen reinaba en Artà / B. RAMON

Matías Vallés

Matías Vallés

Hubo un verano en que Le Pen se llamaba Jean-Marie, en que Reunión Nacional (RN) se llamaba Frente Nacional (FN) y en que París se llamaba Artà, donde reinaba el ultraderechista francés según demuestra la fotografía de B. Ramon que se adelantó en dos décadas a su tiempo. El político se relaja en el trono, su esposa se acicala, el perro se desentiende de la política.

Por aquel entonces, Marine Le Pen ensayaba intrigas palaciegas y nadie conocía a un tal Gabriel Le Senne, hoy tan familiar aunque no familia de los anteriores.

Hasta el ultraderechista francés y paracaidista de la Legión Extranjera señalaba que Vox era imposible en España porque «la política derechista de Aznar ha frenado un Frente Nacional español».

Era verano, también era 2004. El auténtico Le Pen presumía de veraneante mallorquín de larga duración, con una década a sus espaldas. Citaba con proficiencia a José Antonio (Primo de Rivera) y sus «particularismos locales», lo más cercano a las autonomías sin quemarse. Chirac lo vigilaba de reojo, en Artà insistía en «la ola de inmigrantes extraeuropeos» sin confesar racismo. «Cuando fui elegido por primera vez, mi número dos era negro». Y su mejor amigo es gay.

Suscríbete para seguir leyendo