El «menos es más» se consigue a través de estilismos relajados y elegantes conformados por prendas clásicas y atemporales, perfectamente escogidas y combinadas. Este estilo sigue formando parte de los armarios de las mujeres más urbanitas para las que, la sencillez y las líneas depuradas, siguen siendo su mejor opción. 

Aquí tenéis las claves para lucir este estilo tan personal y elegante. 

  1. Utiliza prendas en tonos monocromáticos, como un traje sastre de líneas depuradas y ligeramente holgado en tonos neutros como el blanco roto, el negro, el gris, el azul marino o el arena.
  2. Añade a tu fondo de armario otras prendas básicas y versátiles sin adornos, de corte impecable y texturas y confección de buena calidad. La siempre imprescindible camisa blanca, con un pantalón de efecto cuero (en negro, verde oliva o marrón chocolate), un blazer oversize y unos botines dentro de la gama de color neutra te darán una imagen moderna y formal. 
  3. Utiliza jeans rectos sin rasgaduras en azul denim o en blanco combinados con cárdigan o jerséis en tonos neutros o con el estampado de rayas marineras y añade unas bailarinas. 
  4. Añade accesorios como un bolso bandolera de cuero color caramelo, un bolso de mano de cuero negro o, si lo prefieres, dando una pequeña pincelada de print animal.
  5. Las faldas midi rectas son otra de las imprescindibles para una armario minimal. Puedes combinarlas con botas altas, camiseta blanca y un trench de color arena. 
  6. Ten a mano siempre una zapatillas deportivas blancas, unos mocasines y unos zapatos de salón en tonos neutros. 
  7. Añade unos pantalones sastre de pinzas, un chaleco y un abrigo de paño largo. 
  8. Y, por último, un ligero maquillaje efecto «no make up» con un labial nude o brillo de labios. 

La ventaja de este estilo es que las prendas son tremendamente combinables entre si y es perfecto para todas aquellas que desean la discreción por encima de todo pero que, aún así, siempre llaman la atención por el estilazo y ese savoir faire que siempre transmiten.

Bailarinas, el calzado cómodo para el otoño 2022

Bailarinas, el calzado cómodo para el otoño 2022 Pretty Ballerinas

Bailarinas, el calzado cómodo para el otoño 2022

Las bailarinas han pasado por períodos de olvido y otros en los que se han convertido en prendas virales. En esta ocasión, la firma italiana Miu Miu ha lanzado unas bailarinas que se han convertido en las preferidas de la mayoría de las mujeres (algunas ya están agotadas) y que ya hemos visto lucir a las mejores expertas en moda a través de sus redes sociales. Fueron el calzado más utilizado sobre la pasarela otoño-invierno 2022/2023 de Miu Miu luciendo diferentes colores como el blanco, el rosa pastel, el marrón chocolate, el rojo o el negro y confeccionadas en delicado satén, con su logo en la tira frontal y combinadas con calentadores. 

También Jimmy Choo presenta unas bailarinas multicolor con acabado de purpurina o con tiras llenas de pedrería y Pretty Ballerina nos prepara para las fiestas con adorables bailarinas de terciopelo adornadas con plumas de intensos colores y hebillas de pedrería. 

Planas, de satén, piel o terciopelo, de tonos neutros o colores intensos, acabadas en punta, con punta redondeada o cuadrada, con fruncidos o tiras que simulan la horma clásica de bailarina, ya forman parte del streetwear de otoño.

Este otoño ¡apúntate al flequillo! Instagram Sara Carbonero

Este otoño ¡apúntate al flequillo!

El cambio de estación es un buen momento para cambiar el estilo y un bonito flequillo es una de las opciones de tendencia porque rejuvenece y hay opciones para todo tipo de rostro.

Los flequillos ligeros y poco tupidos consiguen suavizar las líneas amplias y marcadas de la mandíbula, si quieres aligerar un rostro redondeado lo mejor es utilizar un flequillo ladeado, para rostros alargados los flequillos largos y tupidos son perfectos, mientras que los flequillos cortina equilibran los rostros con forma de corazón y frente amplia. 

Un ejemplo perfecto es la melena XL de Sara Carbonero con flequillo cortina y con aire setentero. Ésta es una de las opciones más buscadas ya que se adapta a muchos estilos y resulta muy favorecedor. Se trata de un flequillo abierto y degradado que se va integrando con el resto de la melena fusionando la estética de los años 70 y los 90. ¿Te apuntas al cambio?  

Contacto para atención personal:  www.xiscabosch-asesoradeimagen.com  /  xiscabosch.asesoradeimagen@gmail.com