Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Colores vivos y pantalones de pinza, la moda que llega

El diseñador mallorquín Pablo Erroz afirma que la tendencia actual también es «fomentar el producto local, la ropa cómoda y atemporal»

Estas son algunas de las prendas que cumplen con los requisitos para estar en tendencia durante el otoño: 1 Jersey de punto. 2 Vestido combinado limited edition. 3 Vestido satinado cut out. 4 Traje combinado de color fucsia. 5 Jersey de lana. Zara/Pablo Erroz

La temporada de otoño está a la vuelta de la esquina. Muchas de las grandes casas de moda y diseñadores mallorquines, como Pablo Erroz y Sebastián Pons, han presentado su colección en las pasarelas. Las cartas están sobre la mesa y los amantes del diseño y de la ropa están preparando sus armarios para ir en tendencia los próximos meses.

Las estilistas de la isla Gemma Muñoz y Lorena Fernández coinciden en que «los colores intensos y primarios van a ser los protagonistas del otoño». La propuesta de casas de moda como Valentino han dejado claro que será una estación divertida, en la que el rosa fucsia destacará por encima del clásico marrón y beige. «El año pasado la gente buscaba un rosa palo, ahora lo más demandado es un abrigo fucsia», asegura Fernández. Según su compañera de profesión, «la gente debe tener en su armario tonos que le favorezcan, el negro es un clásico, pero no le queda bien a todo el mundo», tal como añade la experta.

Los tejidos son muy importantes, el verano ha estado protagonizado por el punto, el satén y el lino. Y otoño va a ser la «estación de la lana, también del satén y del tejido vaquero, que es un clásico que siempre está ahí», explica Muñoz. Otros tejidos clásicos, como el tweed de Channel, siempre permanecerán y las marcas fast fashion, entre ellas Inditex, están imitando el tejido en prendas como chaquetas. «A mí no me gusta nada, creo que no favorece y que está sobrevalorado», confiesa Lorena Fernández.

El diseñador mallorquín Pablo Erroz piensa que la tendencia general del momento es «fomentar el producto local». Además de la herencia que ha dejado la pandemia, es decir, la ropa cómoda, «a largo plazo también se busca moda atemporal y básicos de armario», indica.

Algo de lo que se habla mucho en el mundo de la moda es del fondo de armario, esas prendas versátiles y duraderas capaces de solucionar cualquier situación. Según Erroz, la ropa de fondo de armario «es una buena camisa blanca de lino, un vaquero todoterreno y una deportiva cómoda». La estilista Fernández coincide en que «la camisa blanca es imprescindible. Yo creo que hay que tener un jersey de cashmere, de los que dura toda la vida. También es importante tener una americana que sirva para dar una imagen tanto formal como informal».

Si mantienes los pantalones anchos que te compraste la temporada pasada podrás volver a usarlos y estar a la moda, «el pantalón es la gran revolución de la moda actual. El pantalón pitillo, de hace dos temporadas, ya no se lleva. Ahora las mujeres buscan un pantalón más cómodo, como el de pinza, que es un estilo más masculino», confiesa. «El tiro bajo y los pantalones anchos y cortos están muy de moda, y veremos sobre todo tonos grises», añade Gemma Muñoz.

Otra de las muchas tendencias del último año van a perdurar, las hombreras de fútbol americano (quarterback) han triunfado en los últimos desfiles, como el de Prada. Grandes diseñadores apuestan por esta forma de estilizar el cuerpo de la mujer. «Las hombreras muy grandes y las chaquetas estructuradas se van a llevar muchísimo, aunque las marcas low cost, como Zara, siempre suavizan un poco esos volúmenes, porque no a todo el mundo le gusta ir con ropa tan grande», explica Lorena Fernández.

El calzado «es algo que para mucha gente no es importante, pero la tendencia está ahí». Las botas hace años que están en auge. «Esta temporada podremos ver botas de tipo red, con agujeros y de punto, es algo que en invierno se llevará mucho. También con acabado en punta, no tan redondo. Y en cuanto al largo, será de tipo midi, por debajo de las rodillas», indica Muñoz. Hay una nueva revolución en la industria de los zapatos, ya que ahora se crean con materiales reciclados. «En algunos se pueden incluso ver los trozos de microplásticos en la suela. Se utiliza todo tipo de material para crearlo. El calzado cómodo y las deportivas con suela XXL también se van a convertir en imprescindibles», añade Fernández.

Además, los vestidos fluidos «han sido un imprescindible de este verano y lo seguirán siendo en invierno. Habrá otras formas de combinarlo, con botas o jerseys, pero es algo cómodo y puede ser tanto informal como formal, y eso es algo que gusta mucho hoy en día. La pandemia ha hecho cambiar el rumbo de la moda, la gente ahora busca comodidad», expone Muñoz. Pablo Erroz «celebra el momento en el que se encuentra. Cree que todo está muy conectado y es universal. Pero estamos en una época en la que se apuesta mucho por la moda española y eso es importantísimo».

Compartir el artículo

stats