Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Durante la sesión plenaria

Un concejal de Villarreal da el biberón a su hija durante el pleno

El edil de Compromís Santi Cortells da de comer a su pequeña de meses ya que el consistorio no le permite seguir los plenos telemáticamente

El concejal Josep Carda dando el biberón a su hija durante el pleno.

Es, sin duda, la imagen más tierna de cuantas se han dado en el pleno ordinario de Villarreal que se ha celebrado hoy. Incluso, muy probablemente, también la más tierna de los plenos de la historia de la ciudad.

Y es que, ante la imposibilidad "legal" de que el concejal de Compromís per Vila-real, Santi Cortells, pueda compaginar desde casa sus obligaciones como cuidador de un bebé con su labor como edil de la corporación municipal, no le queda otro remedio que llevarse a su pequeña Aloma a los plenos y cuidar de ella en el propio salón de plenos.

Un padre afortunado

Con todo, Cortells es un padre con suerte, por cuanto su hija ocasiona escasas molestias. De hecho, prácticamente, ni se deja notar. Eso sí, en el pleno de hoy lo que no ha perdonado es su sesión de comida, lo que ha obligado a Cortells a darle el biberón para calmar su hambre.

Cabe recordar que el edil de Compromís solicitó al Ayuntamiento poder seguir y participar en los plenos de manera 'on line'. Sin embargo, un informe del secretario impidió que pudiera a cogerse a esta medida, al alegarse que no se contemplaba en el reglamento municipal que rige el funcionamiento de los plenos, lo que obligaría a modificar el mismo para que futuros ediles de cualquier sexo pudieran acogerse a esta medida.

Reglamento Orgánico Municipal

Según ha podido saber Mediterráneo, el ejecutivo local que lidera el socialista José Benlloch está retomando los trabajos para elaborar su propio Reglamento Orgánico Municipal (ROM) en el que se intentará incluir casos como el de Cortells o el de cualquier otro edil con dificultades para acudir presencialmente a los plenos, con la finalidad de que puedan compaginar sus permisos de paternidad (como el del concejal de Compromís) con las labores como cargo electo. Las mismas fuentes aseguran que técnicamente ello es posible, como ya se evidenció durante la pandemia del covid-19 cuando se celebraron sesiones plenarias 'on line', aunque son las dudas legales las que hay que resolver.

Cortells asegura que "en todas las administraciones, excepto en la local, se permite ya asistir a las sesiones del Congreso o Les Corts de manera telemática, así como votar en las mismas, garantizando el derecho constitucional a ejercer mis funciones como cargo electo". Una cuestión que el edil es partidario de que se resuelva desde el Congreso, con una actualización de la Ley de Régimen Local. "Es una incongruencia que se me conceda un año de permiso para cuidar de mi hija pequeña y, por contra, se me obligue a asistir a los plenos del Ayuntamiento con la pequeña", asevera.

El concejal de Compromís ha presentado un recurso de alzada al rechazo avalado por el secretario municipal a que pueda participar en los plenos vía on line, a la vez que ha elevado su caso al Síndic de Greuges. En cual caso, en el supuesto de que se vuelva a rechazar su solicitud no descarta presentar un recurso contencioso-administrativo, aunque asegura que "no me gustaría para nada llegar a ese extremo".

Compartir el artículo

stats