Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Informe del IPCC

La mitad de la vida del planeta, en "riesgo elevado" por la crisis climática

El estudio más grande hasta la fecha sobre impactos del cambio climático calcula que hay 3.600 millones de personas en "contextos altamente vulnerables" a este fenómeno global

Una ciudad alemana totalmente inundada tras una tormenta extrema.

El avance de la crisis climática ya ha puesto en riesgo a la mitad de las especies vivas del planeta, desde los animales y las plantas hasta las poblaciones humanas. El último informe del Panel Intergubernamental de Expertos sobre Cambio Climático (IPCC) calcula que en estos momentos cerca de 3.600 millones de personas, el equivalente a la mitad de la población del planeta, viven "contextos altamente vulnerables al cambio climático". También afirma que la mitad de las especies animales del planeta ya se han visto obligadas a emigrar para refugiarse de los efectos del aumento global de las temperaturas y la subida del nivel del mar. 

El informe, presentado este lunes, lleva la firma de 67 científicos y científicas de primer nivel de casi setenta países, entre los que también destacan varios autores españoles. El análisis se apoya en más de 40.000 referencias bibliográficas, estudios e investigaciones que abarcan prácticamente todos los rincones del planeta. Según explican sus autores, se trata del mayor informe sobre impactos de la crisis climática publicado hasta la fecha; un documento que proporciona un diagnóstico completo del problema y que, a su vez, podría ser clave para diseñar las políticas de transición ecológica necesarias para frenar esta crisis. 

Advertencia

La información que leerás a continuación habla sobre el presente y el futuro de la crisis climática. Los datos que se presentan pueden resultar especialmente chocantes para personas sensibles, aprensivas o con problemas de ansiedad. Si este es tu caso, recuerda abordar esta información cuidando tu salud mental. Si en algún momento de la lectura te sientes abrumado, por ejemplo, guarda el enlace y vuelve más tarde. Dosifica la información. Comparte tus sentimientos con amigos y familiares. Busca apoyo en grupos ecologistas. Sentir miedo, angustia y rabia por la crisis climática es normal. "Es un conjunto de sentimientos que sirven de preámbulo para el despertar de una conciencia ecológica", explica Caroline Hickman, Psicoterapeuta de la Climate Psychology Alliance. 

Estas son las principales conclusiones del último informe del Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático. 

Daños más graves de lo estimado

La primera conclusión del Panel Intergubernamental del Cambio Climático es que "el cambio climático inducido por el hombre" no solo ha alterado el clima terrestre, también ha causado "impactos adversos generalizados, pérdidas y daños tanto en la naturaleza y las personas". El informe constata que en las últimas décadas ha aumentado la frecuencia y la intensidad de los fenómenos meteorológicos extremos. También se ha observado un incremento de las áreas afectadas por incendios, huracanes y aumento del nivel del mar. En este sentido, los expertos consideran que "el alcance y la magnitud" de la crisis climática son "mayores de lo estimado en evaluaciones anteriores". 

El informe calcula que entre 3.300 y 3.600 millones de personas viven en estos momentos en "contextos altamente vulnerables al cambio climático". A escala global, las regiones más afectadas por esta crisis coinciden con las zonas del sur global más pobres del planeta. A escala regional, las víctimas del cambio climático también coinciden con los grupos más marginados y con menor capacidad económica. El informe hace especial hincapié en los contextos de "vulnerabilidad climática" provocados por las desigualdades sociales, así como por patrones históricos como el colonialismo, que ponen en riesgo poblaciones indígenas y pequeñas comunidades locales. En la última década, sin ir más lejos, se estima que la mortalidad por inundaciones, sequías y tormentas extremas ha sido 15 veces mayor en regiones altamente vulnerables respecto a otras más de riesgo bajo. 

Pérdidas de biodiversidad

Uno de los puntos que más preocupa de este nuevo informe prueba que "el cambio climático ha causado daños y pérdidas cada vez más graves e irreversibles en los ecosistemas terrestres, marinos, de agua dulce, costeros y de mar abierto" de todo el globo. Los científicos constatan que aproximadamente la mitad de las especies evaluadas a nivel mundial se han tenido que desplazarse hacia los polos, o en general hacia lugares más frescos, para huir del aumento global de las temperaturas. Estudios sobre el terreno constatan la "pérdida de cientos de especies locales" y "episodios de mortalidad masiva" debido a los extremos de calor en los ecosistemas terrestres y marinos. 

A corto plazo, los científico alertan de que la crisis climática supondrá un "riesgo muy alto" para la pérdida de biodiversidad en diferentes ecosistemas del planeta. Preocupan, sobre todo, los daños en ecosistemas terrestres, en las aguas cálidas que albergan arrecifes de coral y en el hielo marino del Ártico. La comunidad científica estima que si la temperatura global sube tres grados, el que ahora mismo parece el escenario más probable, el 30% de las especies del planeta entrarían en riesgo de extinción. En el caso de las especies endémicas, que solo se encuentran en ecosistemas concretos, se estima que la crisis climática podría prácticamente diezmar su población. 

Seguridad alimentaria en jaque

La comunidad científica constata que "el cambio climático ha reducido la seguridad hídrica y alimentaria" de gran parte de la humanidad. Tanto la producción agrícola como la pesca están disminuyendo por el aumento de la temperatura y la acidificación de las aguas. Las "pérdidas repentinas en la capacidad de obtener alimentos" y la "disminución de diversidad en la dieta", según constatan los expertos, ya está provocando un aumento de la desnutrición en muchas comunidades del sur global. Entre los lugares más afectados destacan África, Asia, América Central y del Sur, el Ártico y las pequeñas islas. 

El informe calcula que aproximadamente la mitad de la población mundial experimenta actualmente una escasez severa de agua durante al menos una parte del año debido a factores climáticos. También se estima que, debido a la crisis climática, la producción de los tres principales cultivos mundiales (maíz, trigo y arroz) ha bajado un 5% a escala global y que la productividad neta de todos los alimentos ha descendido más de un 20%. Estas cifras, lejos de ser homogéneas, impactan todavía más en comunidades empobrecidas y sin capacidad de adaptación a los extremos climáticos.

Riesgos para la salud humana

El Grupo Intergubernamental de Expertos sobre Cambio Climático afirma, tajante, que la crisis climática "ya ha afectado negativamente la salud física de las personas en todo el mundo". El informe constata que los episodios de calor extremo han provocado un aumento de la mortalidad en todas las regiones del globo. También se observa un incremento de las enfermedades relacionadas con la mala calidad del agua o el aumento global de las temperaturas, como en el caso del dengue, la malaria y el cólera. Mientras el mundo todavía no ha logrado librarse del covid-19, los científicos alertan de que por culpa del cambio climático también está aumentando el riesgo de que surjan nuevas enfermedades zoonóticas que 'salten' de animales a humanos.

Según señalan los expertos, el avance de la crisis climática también supone un riesgo para la salud mental de la población. Sobre todo para las personas que han sufrido un trauma por el impacto de un fenómeno meteorológico extremo o la población que, debido a patologías previas, resultan especialmente vulnerables al calor extremo, la exposición a altos niveles de contaminación o a los alérgenos. Los episodios de ola de calor, por ejemplo, destacan como un factor de elevado riesgo para los pacientes con enfermedades cardiovasculares y respiratorias

Tiempo de actuar

El diagnóstico del Panel Intergubernamental de Expertos sobre Cambio Climático concluye con un atisbo de esperanza: "Se han observado avances en la planificación e implementación de planes de adaptación al cambio climático en todos los sectores y regiones, lo que ya está generando múltiples beneficios". Aun así, los expertos señalan que estas estrategias se están aplicando de manera desigual y que, hoy por hoy, sigue habiendo muchas "brechas de adaptación" en el mundo. Asimismo, los científicos denuncian que muchas iniciativas se están enfocando a corto plazo dejando de lado la necesidad de una transformación integral.

El informe concluye con el tajante recordatorio de que "las decisiones y acciones de la sociedad implementadas en la próxima década" determinarán, en gran medida, qué tan severo será el avance del cambio climático. En definitiva, tal como claman científicos y entidades ecologistas, de las acciones de ahora dependerá cómo será el planeta de finales de siglo.

Compartir el artículo

stats