Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Fabián León publica un conjunto de recetas «sanas» contra el cambio climático

El exfinalista de ‘Masterchef’ defiende su recetario ‘No me tires’, con el que pretende combatir el desperdicio alimentario en los hogares

Fabián León, autor de 'No me tires'.

Fabián León, autor de 'No me tires'.

La gran mayoría de nosotros jamás imaginaría que la piel del plátano, los posos del café o el agua de los garbanzos son perfectamente comestibles. Fabián León, antiguo concursante de Masterchef, ha publicado un libro de recetas titulado No me tires, que contiene más de 50 sencillos platos en los que utiliza restos de comida que habitualmente tiramos a la basura pero que esconden un enorme potencial. Bajo la premisa de crear recetas «fáciles, rápidas y sanas», ofrece una variada e insólita guía culinaria con el fin de «que sirva como una especie de biblia a la que acudir siempre que tengamos un producto que no queremos tirar o notemos que estamos desperdiciando demasiada comida».

Su atrevida propuesta gastronómica nace de un acto de toma de conciencia ante la crisis ecológica: «Comencé a investigar cuáles eran los problemas reales del cambio climático y me di cuenta de que el desperdicio alimentario es una de las grandes causas de las emisiones de CO2 en todo el mundo». El chef afirma que, al averiguar que más del 60% del desperdicio alimentario se da en los hogares, se puso «manos a la obra». León admite que el proceso de creación de su obra estuvo lleno de complejidades desde su inicio debido a que «como es algo que casi nadie hace (experimentar con sobras de comida), primero tienes que encontrar qué utilidades tiene y luego ver si eso es factible ya que muchas de las sobras con las que me gustaría trabajar no son comestibles» Un ejemplo de ello son los nachos que quiso elaborar a partir de hojas de alcachofa, que no gozaron de éxito debido a que carecía del sabor esperado. Explica asimismo que su mayor inspiración en esta ocasión fueron « las abuelas» y las recetas tradiciones de otros países. «Hay muchas recetas que se hacían en la posguerra para aprovechar al máximo los alimentos y muchas otras de países lejanos, como la piel de piña, que es una receta típica dominicana porque ahí abunda esta fruta tropical», añade el mallorquín.

Con este revolucionario libro, el autor pretende en última instancia promover el cambio en el consumo diario de alimentos, sosteniendo que « el recetario tiene una motivación completamente ecologista» porque «desperdiciar comida es poco ético ya que hay mucha gente pasando hambre y además hay que luchar contra el cambio climático». Según el Ministerio de Agricultura, alude, «si el desperdicio alimentario fuera un país, sería el tercero más contaminante del mundo solo por detrás de China y Estados Unidos». La razón por la que la mayor parte de las recetas son vegetarianas se debe a que el chef prácticamente no recomienda el consumo de carne y pescado azul debido al enorme impacto de la industria animal en la crisis climática.

No me tires promete ser una completa guía culinaria para que las pequeñas acciones en beneficio del planeta estén al alcance de todos. León recomienda, además, algunos fáciles consejos como «hacerse un menú semanal para, a la larga, desperdiciar menos» porque «tiramos hasta un 30% de nuestro presupuesto que gastamos en comida al mes».

También invita a «intentar durante una semana tener una bolsa de plástico transparente para depositar los residuos orgánicos para poder visualizar todos los restos que tiramos y ver si parte de ellos serían aprovechables».

Compartir el artículo

stats