El tenista Rafa Nadal ha disdrutado de Ibiza el pasado fin de semana en un viaje con unos amigos, según publica Tennis World. El manacorí fue visto disfrutando de una moto de agua y de su nuevo barco de lujo, valorado en cinco millones de euros. Se trata de un catamarán de 24 metros de eslora con capacidad en los camarotes para hasta 12 personas más la tripulación.

El 19 veces campeón de Grand Slams aún no ha decidido competir en Cincinnati y el US Open a fines de agosto. Al igual que Novak Djokovic, el español no está contento con las reglas y restricciones en torno al segundo major de la temporada, esperando noticias más positivas de Nueva York para agregar su nombre a la lista de inscritos.