Modesta en recursos y rica en ingenio, la compañía La Impaciència llega a su tercer montaje, La Marató, obra escrita por Salvador Oliva y dirigida por Jordi Cumellas que transita por los terrenos de las emociones y las frustraciones.

La Marató supone un paso hacia adelante para una compañía que acumuló premios y aplausos con sus anteriores espectáculos, Radiografies e In-Consciència. La obra cuenta el declive de un atleta de elite, un veterano corredor de maratón, especialidad que el propio Oliva conoce muy bien, ya que antes que actor y dramaturgo se enfrentó a largas distancias.

Junto a Oliva subirán al escenario Rodo Gener, Enric de las Heras, Xavier Núñez y Carme Serna, actores que reflejarán los recuerdos y sueños del protagonista, quien sufrirá para mantener su liderazgo.

Obra "poco convencional", en palabras de su autor, La Marató pretende ofrecer "todos los colores emocionales posibles, porque es lo que exige una historia sobre la frustración de envejecer y de ver cómo los que vienen por detrás son más fuertes y más rápidos", explica Oliva, que con este montaje saldará una deuda pendiente, la de llevar a escena una historia que lleva años rondándole por la cabeza.

"Cuando tus energías disminuyen, la inseguridad crece. Te deprimes, te hundes y puedes llegar a reaccionar a la desesperada por impotencia, hasta una agresividad o violencia desconocida", añade.

Una narración que reflexiona sobre el paso del tiempo y la condición humana y que ha cautivado al resto de integrantes de La Impaciència, compañía que espera repetir el éxito que ya obtuvo con In-consciència, Premio al Mejor Espectáculo de la Muestra de Teatro de Barcelona.

El montaje se estrenará el próximo día 24 de noviembre en la Sala Petita del Principal y podrá verse hasta el día 28. Luca Bonadei (asesoramiento), Pep Boada (música), Antònia Fuster (vestuario) y Toni Nievas (fotógrafo) completan el equipo artístico.