Fútbol. Primera División.

Alta intensidad en el primer entrenamiento de Jagoba Arrasate en el Real Mallorca

La llegada del técnico vasco ha provocado que los futbolistas cojan con ganas la vuelta al terreno de juego, con un primer entreno en Son Bibiloni marcado por el calor y la exigencia física

Así ha ido el primer entrenamiento de Jagoba Arrasate en el Real Mallorca

Manu Mielniezuk

Miguel Chacártegui

Miguel Chacártegui

 "Vamos a ver hasta dónde llega la cuerda". Con estas palabras, Sergi Pérez, nuevo preparador físico del RCD Mallorca, ha marcado la hoja de ruta que van a seguir los entrenamiento del conjunto bermellón bajo la batuta de Jagoba Arrasate. Bajo un intenso calor, esta mañana en Son Bibiloni el técnico vasco ha dirigido su primera sesión con los futbolistas, dando el inicio a la pretemporada.

Tras dos días de revisiones médicas y trabajo en el gimnasio, este miércoles estaba marcado en el calendario como la primera ocasión para ver a Jagoba Arrasate con sus nuevos jugadores. Mientras los futbolistas trabajaban en el gimnasio, Bittor Alkiza, segundo de Jagoba, y Sergi Pérez, iban preparando en uno de los campos de Son Bibiloni el primer circuito al que deberían hacer frente los jugadores.

Así, cerca de las diez de la mañana y con un sol que apretaba han comenzado a desfilar hacia el campo. Con las ausencias obligadas de Cyle Larin (eliminado esta madrugada en la Copa América), Predrag Rajkovic y Leo Román (ambos disfrutando todavía de sus vacaciones), el grueso de la plantilla ha estado presente.

El japonés Takuma Asano, uno de los dos fichajes que ha acometido hasta el momento el club, ha llegado flanqueado por Sergi Darder y Abdón Prats, dos pesos pesados en el grupo.

Jan Salas, Cesc Ribas o Samu Guzmán, algunos de los jóvenes valores de la cantera que harán la pretemporada con el primer equipo, han sido los últimos en llegar, prácticamente a la carrera para evitar una 'bronca'.

Xisco Campos, hasta el año pasado segundo entrenador del filial bermellón, ha sido una de las grandes noticias al confirmarse que esta temporada pasará a formar parte del staff técnico de Jagoba Arrasate.

Tras un posado de la plantilla, cuerpo técnico y trabajadores, Sergi Pérez ha tomado la palabra en un primer ejercicio de calentamiento, siempre con el balón presente. Bajo la atenta mirada del director de Fútbol Pablo Ortells en la banda (acompañado de Sergio Moya) y de Jagoba, los futbolistas han comenzado a realizar ejercicios de pases, paredes y activación para empezar a soltar las piernas.

Al poco tiempo de empezar, Sergi ha comenzado a pedir "más velocidad" a los futbolistas, a los que algunos se les ha notado el tiempo de inactividad más que a otros, algo normal a estas alturas de verano.

Tras una parada para beber agua, Arrasate ha explicado el siguiente paso: una posesión en espacio reducido de dos equipos contra otros. Y en este momento se ha notado que las ganas por querer impresionar y conseguir situarse en la pole por un puesto en el once se han hecho presentes. Los futbolistas han imprimido una gran intensidad en cada acción, llevándose incluso algún susto que no ha ido a mayores tras un choque de cabezas entre Van der Heyden y Copete.

Los bermellones saben que con nuevo entrenador, tanto los habituales titulares como los menos habituales, tienen una gran oportunidad de cambiar su estatus dentro de la plantilla. Durante estos días, el físico predominará sobre lo táctico, buscando acumular kilómetros en las piernas. Diez días de entreno en la isla antes de poner rumbo a Inglaterra para la segunda parte de la pretemporada, a la espera de salidas y fichajes.