Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La cara y la cruz del Sevilla-Real Mallorca

Reina, titular ayer ante el Sevilla. RCDM

La cara: Manolo Reina

Regreso triunfal con una mano salvadora 

No le pudo salir mejor la idea a Javier Aguirre. El técnico mexicano decidió ‘cargarse’ a un cuestionado Sergio Rico y volvió a confiar en Manolo Reina. Y qué bien le salió. Ya hacía más de cuatro meses de su último partido y el capitán bermellón estuvo perfecto todo el encuentro. Muy seguro en todas las acciones, respondió cuando el equipo más lo necesitaba. No tuvo que intervenir mucho, pero cuando lo hizo acertó de lleno. Primero deteniendo un mano a mano con Martial. Y la mejor fue en el 97, cuando el partido moría, repeliendo un cabezazo a bocajarro de En-Nesyri cuando todo el Pizjuán lo celebraba. 

Maffeo conduce la pelota, ayer ante el Sevilla. AFP7 vía Europa Press

La cruz: Pablo Maffeo

Muy contenido, tuvo la victoria en el 95 

Pablo Maffeo hizo un gran trabajo defensivo ante el Sevilla, al igual que el resto del equipo, pero también tuvo en sus botas la oportunidad de cerrar una victoria de incalculable valor en el minuto 95, pero le pudieron los nervios y la falta de convicción. 

El catalán, posiblemente uno de los mejores del Mallorca durante toda la temporada, tuvo un día de solo defender y olvidarse de atacar. Acuña era un martillo por su banda y Maffeo no pudo darse alegrías en ataque. Y la única vez que subió fue detectado por Muriqi, que le filtró un pase magistral que le dejo soló ante Bono, pero tardó en decidir y le acabaron quitando la pelota. 

Compartir el artículo

stats