Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Primera División

Real Mallorca-Deportivo Alavés: Solo valen los tres puntos

Los bermellones, en descenso tras el triunfo del Cádiz en Barcelona, encaran hoy en Son Moix ante los vitorianos la primera de las tres finales que le restan en Son Moix hasta el final de Liga / Todo lo que no sea ganar sería poner en grave riesgo la permanencia

Los jugadores celebran la victoria ante el Atlético con la afición.

La primera de las finales del Mallorca se decide hoy. El rival, el Alavés. El escenario, Son Moix (19 horas/Movistar). Y el resultado de la contienda no puede ser otro que la victoria. Porque el triunfo dispara a los de Aguirre hasta los 32 puntos. Porque deja a un rival directo tocado y semi-hundido. Y porque demostraría un hecho: que el feudo mallorquinista no es territorio amigo para los rivales por la permanencia y que la llegada de Aguirre ha funcionado. 

En la cabeza del mexicano, su cuerpo técnico y los jugadores no pasa otra cosa que no sea ganar al colista en la tarde de hoy. El sorprendente triunfo del Cádiz ante el Barça (0-1) agudiza el desastre de Elche porque los rojillos afrontan este duelo en puestos de descenso, otra vez. Lo más importante es que los puntos que restan por disputar en Son Moix no pueden volar de la isla. De ninguna manera. Ahora es el Alavés, en tres semanas el Granada y en cinco el Rayo Vallecano. Tres partidos a vida o muerte que tienen que caer del lado bermellón, no queda otra. 

Y si los tres puntos es el objetivo final a celebrar esta noche a partir de las 21 horas, el Mallorca está obligado a mejorar en ataque. En defensa ya se ha visto, al margen del estropicio en el Martínez Valero, que ha mejorado su imagen, pero de medio campo para adelante no es suficiente. Tan solo un gol en tres encuentros y desde el punto de penalti es un bagaje muy pobre. 

El sistema de cinco defensas, que podría ser alterado, tiene buena culpa de ello, priorizando no encajar antes que marcar. Y la solución de Aguirre para el duelo ante el conjunto babazorro es la de situar a Take Kubo junto a Vedat Muriqi en la primera linea de fuego. El japonés, suplente con el 'Vasco', ha sido el mejor en los dos últimos partidos saliendo como revulsivo desde el banquillo. Esta tarde, ante un Son Moix que espera presentar una gran imagen, será titular y el principal encargado de dar sentido a las escasas, al menos por el momento, jugadas de ataque. 

En defensa, con la baja obligada de Jaume Costa, falta saber si Russo será el tercer central o si seguirá Oliván, con Gio González como carrilero. De centro del campo para adelante, más allá de la novedad del nipón, no se esperan grandes cambios respecto a los últimos partidos. 

Enfrente, que también juega, estará el Alavés. Llega como colista con 25 puntos, a cuatro de los bermellones, pero crecido de moral tras el triunfo por la mínima ante el Rayo Vallecano. El tándem formado por Julio Velázquez y el mallorquín Jaume Mut celebraron el primer triunfo desde su llegada y ahora esperan darle continuidad a domicilio frente al Mallorca. Joselu, que rompió una racha de siete partidos sin marcar, se presenta como la mayor amenaza de un conjunto vitoriano, con los exbermellones Ximo Navarro y Pina entre ellos, al que le irá la vida en ello. Y no es para menos. 

Compartir el artículo

stats