Luis García ha respondido a las palabras de Vicente Moreno de esta mañana en la que destacaba la "importante inversión" realizada por el Mallorca respecto a su último año en el club bermellón. "Ellos también firmaron jugadores hace dos años, pero no le salió bien", ha contestado. Los rojillos llegan a la cita tras vencer en Mendizorroza y reciben al Espanyol de Vicente Moreno el viernes a las 20:00 horas en Son Moix, con un ambiente con cierta tensión, por parte de la afición, por la manera en la que abandonó el valenciano la entidad. Luis García no ha querido entrar a valorar la rivalidad entre ambos generada por el contexto de la temporada pasada. "No tenemos ninguna disputa. Él a veces se ha acordado de nosotros por tema arbitral, cuando dijo que se sentía parte de nosotros, se me olvidó felicitarlo cuando hice el discurso del ascenso, pero no hay ninguna tensión. Mañana hay un Mallorca-Espanyol, no un duelo de entrenadores", ha aclarado. Por otro lado, ha querido remarcar que, del once ante el Alavés, sólo Maffeo tenía experiencia en Primera. "El otro día jugaron seis del año que él estuvo aquí y sólo Pablo está contrastado. Oliván lleva dos partidos, Mboula también y Galarreta llevaba muchos años sin jugar en la categoría", ha relatado.

Por otra parte, el madrileño también ha respondido a Sergi Darder. "No tenemos la espinita clavada del año pasado", ha destacado respecto a las palabras del artanenc en la rueda de prensa del miércoles. El preparador ha destacado que el Mallorca hizo una gran temporada en Segunda, que sorprendió a todo el mundo. "Dije que no me preocupaba quedar a 10 puntos de ellos y al final estuvimos a tres minutos de ganar el campeonato. Estoy muy orgulloso de lo que se consiguió", ha matizado.

Sobre el encuentro de este viernes, ha elogiado el nivel del conjunto catalán. "Tienen una gran plantilla. Embarba, RDT, Darder, Loren, tienen mimbres para competir por algo más que la salvación y nosotros tenemos que ponerle las cosas complicadas", ha comentado. García Plaza quiere ver un equipo igual de protagonista que en las dos primeras jornadas ante Betis y Alavés. "Hay que ir a ganar siempre. Quiero que los jugadores noten esa posibilidad desde el banquillo y que ellos luego vean que pueden ganar sobre el campo. Al final si te arriesgas estás más cerca de ganar y aunque a veces puedas perder, en lo general ganas", ha especificado. Además ha añadido que los jugadores deben saber sufrir. "Si el Espanyol nos somete tenemos que adaptarnos al escenario y saber convivir con ello, pero ojalá podamos jugar como nos gusta jugar y con este grupo sé que se puede jugar así", ha explicado.

Para este partido, se recupera a Jaume Costa para la causa y sigue pendiente de que pueda llegar Raíllo. "Estará disponible pero aún le faltan entrenos para poder llegar a ser titular. Raíllo es seria duda, no estoy muy seguro que pueda contar con él y Sastre y Ángel siguen en su proceso de recuperación", ha manifestado.

Por otra parte, el técnico bermellón ha evitado hablar de la posible incorporación del coreano Kang In Lee. "Hasta que termine el partido ante el Espanyol no comentaré nada sobre fichajes, pero ya he dicho que tenemos lo mínimo y a partir de esta premisa, sólo estamos abiertos a poder mejorar lo que ya tenemos", ha recalcado. Además, ha querido dejar claro que quiere tener perfiles diferentes. "Lo que he pedido es que los que vengan sean opuestos a lo que ya tenemos. Tener versatilidad es muy importante para poder adaptarnos a las distintas situaciones sin tener que cambiar el dibujo", ha analizado. Ha comparado el papel de Dani Rodríguez y Take Kubo. "Es un ejemplo perfecto a lo que quiero porque cada uno puede jugar en las mismas posiciones pero aportando una cosa distinta en la misma zona de influencia. Eso es lo que quiero en mi equipo", ha finalizado.