Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Osasuna negocia con el Mallorca la forma de pago por Ante Budimir

«Quiere quedarse y ojalá nos den las cuentas», afirma el presidente de la entidad pamplonica Luis Sabalza

Ante Budimir conduce el balón en el último partido de la temporada ante la Real Sociedad. | LFP

Más pronto que tarde, Ante Budimir terminará siendo jugador de Osasuna. El club navarro, que tiene una cláusula de compra de ocho millones de euros sobre el delantero croata que expira el 30 de junio, está negociando con el Mallorca la forma de pago por el jugador balcánico para no afectar en gran medida a su límite salarial de cara a la temporada que viene.

En el contrato de cesión que firmó con la entidad bermellona en septiembre de 2020, contempló el pago fraccionado en tres temporadas por el ariete. Sin embargo, las pérdidas provocadas por la pandemia del coronavirus conllevarán una reducción en el límite salarial de cada equipo. «En el caso de Budimir existen dos aspectos a tener en cuenta. Primero, que el jugador quiera quedarse, que parece que quiere, y segundo, que tengamos tesorería para poder pagar. Y ese es el problema. Yo entiendo al Mallorca cuando pide que se pague la cláusula, porque es lo mismo que hacemos nosotros. Es una cuestión de que tenemos que sacar los números y, si dan, encantados de la vida si el jugador quiere», reconoció el presidente de Osasuna Luis Sabalza en declaraciones recogidas por la web Noticiasdenavarra.

A falta de saber con exactitud en qué franja se moverán, en las oficinas de El Sadar esperan a la información de la Liga para no realizar el fichaje ‘a ciegas’ y saber qué margen tiene para renegociar los pagos. Un ejemplo sería, por ejemplo, ofrecer 1’5 millones el primer año, lo que aliviaría el límite salarial, y realizar un pago más elevado en los años venideros para así ajustar sus cuentas. «Hay un calendario pactado para el pago de los 8 millones. En unas fechas determinadas y en tres plazos, pero hay que pagar. Yo creo que querrá quedarse porque él lo ha manifestado así con bastante reiteración», añadió Sabalza.

Budimir está considerado como un fichaje prioritario para el proyecto que dirige Joseba Arrasate, aunque saben que tienen por delante un mes para cerrar la operación. Además a su favor está que el croata no quiere regresar a Mallorca, por lo que la operación se acabará produciendo. Se espera que el Mallorca no ponga demasiados impedimentos. El club bermellón, que no contempla ningún tipo de rebaja, quiere asegurarse de que los ocho millones acabarán en el club. Si se hace efectiva la operación, a la entidad palmesana le computarán los ocho millones a la hora de calcular el límite salarial y acometer fichajes.

Un caso similar al de Budimir es el que tiene entre manos el director deportivo del Mallorca Pablo Ortells con el senegalés Amath Ndiaye. Los bermellones cuentan con una opción de compra de 4,5 millones de euros que también expira el 30 de junio, aunque estudian diversas fórmulas para afrontar un fichaje de solvencia contrastada.

Compartir el artículo

stats