Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El mejor Mallorca de Segunda División

El club bermellón, que ha militado en treinta y siete ocasiones en la categoría de plata, firma la mejor puntuación de su historia con 82 puntos Es la primera vez que acaba el campeonato en segunda posición

El mejor Mallorcade Segunda División LOF

El Mallorca de Luis García Plaza se ha ganado por derecho propio tener un lugar especial en los registros del club tras esta temporada en Segunda División. Han sido treinta y siete temporadas desde que la entidad bermellona debutara en la categoría, allá en el curso 1939/40, y nunca había conseguido una puntuación tan alta como en esta (82 puntos) lo que, unido al ascenso a Primera, hacen que esta sea, con muchísima diferencia, la mejor campaña de la historia para los bermellones en el segundo escalafón del fútbol español. Además, es la primera vez que acaban en segunda posición. (Vea aquí la galería).

El Mallorca, que ahora disfrutará de unas merecidas vacaciones hasta el 5 de julio, ha sorprendido a propios y extraños con una trayectoria para enmarcar desde el inicio. A pesar de que no ha podido cerrar el curso con el título de campeón, los números que han logrado están al alcance de muy pocos: 82 puntos, 54 goles a favor, 28 en contra (siendo el equipo menos goleado junto al Espanyol), 24 victorias (10 de ellas a domicilio)... En cada casillero de la tabla ha destacado y eso le ha llevado a superar en 12 puntos la mejor puntuación que había registrado hasta la fecha –70 en la temporada 1996/97–.

Para determinar cuál ha sido el mejor año para el Mallorca hay que tener claro que el formato de la Segunda División no ha sido siempre así. El número de equipos participantes ha ido variando, así como el número de grupos (dos, tres o cinco), aunque el cambio más sustancial afectó a la puntuación. Hasta la campaña 1995/96, las victorias tan solo valían dos puntos. Si lo traspasamos al modelo actual, por ejemplo, en la 92/93 acabaron el curso en cuarta posición con 50 puntos –21 victorias y 8 empates–. Con el sistema vigente equivaldría a 71 puntos, muy lejos todavía de los números de la de este curso.

Pese a que el título tendrá que esperar, en otras dos temporadas sí que acabó en primera posición, aunque ambas tienen ‘truco’. En los cursos 1959/60 y 1964/65 los bermellones acabaron en primera posición, aunque por ese entonces la Segunda División estaba compuesta por dos grupos de 16 equipos.

Más allá de la puntuación estratosférica con la que ha concluido la temporada, Luis García se marcó cuatro objetivos en la previa del partido ante la Ponferradina y de ellos tan solo ha podido conseguir uno: ser el equipo que menos goles ha encajado en todo la Liga (28). El empate ante el conjunto del Bierzo le ha impedido ser el mejor equipo de la segunda vuelta, además de alzarse con el campeonato y calcar la puntuación de la primera vuelta (42 puntos) . (Vea aquí los goles del partido Ponferradina-Mallorca).

Pasarán los años, los jugadores y entrenadores, pero los números que ha logrado el Mallorca en la temporada 2020/21 permanecerán para siempre en la memoria colectiva de los aficionados . Unos registros que le han conducido en volandas a ser de nuevo un equipo de Primera.

30

Ponferradina-Mallorca LOF

El ascenso más plácido Subir a Primera nunca fue tan ‘fácil’

Dentro de los innumerables registros que ha batido este Mallorca de Luis García, hay uno que llama especialmente la atención. Nunca, en los ocho anteriores ascensos, el conjunto bermellón había ascendido a Primera con tanta antelación, lográndolo a falta de tres jornadas. Más allá del playoff o promoción de ascenso, el club rojillo solo lo había consumado como muy pronto en la última jornada. En una temporada atípica en cuanto a la igualdad por la parte alta, el Mallorca se ha impuesto al resto.

Compartir el artículo

stats