Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Mallorca cobrará 43 millones por televisión pese a la pandemia

El club destinará parte de los ingresos a reducir la deuda con Hacienda, aún de diez millones

Un cámara de televisión, en un partido en el estadio de Son Moix.

Un cámara de televisión, en un partido en el estadio de Son Moix. M. Massuti

El Real Mallorca cobrará en torno a los 43 millones de euros por derechos de televisión con su retorno a Primera División. La Liga de Fútbol Profesional (LFP) abonará a los clubes que militan en la máxima categoría unas cantidades similares a la temporada recién finalizada, pese a la crisis generada por la pandemia del coronavirus, que ha dejado los estadios sin público y, por consiguiente, sin la posibilidad de generar ingresos en concepto de taquilla. 

De los poco más de seis millones de euros que ha cobrado el club en Segunda por derechos de televisión, pasaría a una cantidad que oscilaría entre los 43 y los 46 millones. 

Los criterios que utiliza la LFP para el reparto del dinero se basan en diferentes factores. Además de la posición, un tercio corresponde a la implantación social, que comprende tanto la asistencia a los estadios (abonados y venta de entradas media de las últimas temporadas) como la audiencia en televisión. Otros dos tercios por la participación en la generación de recursos por la comercialización de las retransmisiones televisivas mediante la comparativa de las audiencias medias de cada club en cada ejercicio.

Solo en Primera puede salir rentable una aventura como la emprendida por Robert Sarver. En la temporada del descenso a Segunda B se sumó un pasivo de 4,374 millones de euros. En la tercera categoría del fútbol español también se superaron los cuatro millones. Para la temporada que finaliza el próximo domingo en Ponferrada, las pérdidas serán en torno a los cinco millones, afectado por la ausencia de público en el Visit Mallorca Estadi. 

El 90% de los ingresos de televisión se asigna a los clubes de LaLiga Santander, mientras que el 10% restante va a parar a la categoría de plata. De este montante, el 50% se distribuye a partes iguales entre todos los equipos de Primera, mientras que el resto varía según la clasificación de los últimos cinco campeonatos. Se trata de importes brutos, pues a la cantidad que finalmente cobre el Mallorca habrá que restarle el 7% del total, que los clubes de Primera y Segunda están obligados a destinar para el fondo de compensación de los descendidos (3,5%), la promoción de LaLiga (1%), la Federación (1%) y el pago de cuotas de la Seguridad Social de deportes minoritarios (1%).

Agencia tributaria   

La Agencia Tributaria será la gran beneficiada del ascenso del Real Mallorca a Primera División. El hecho de haber subido a la máxima categoría permitirá al club pagar con mayor rapidez los alrededor de diez millones de euros que se debe al fisco. Esta temporada se ha podido reducir la deuda en un millón y medio, aproximadamente. Desde el club creen que si se logra una estabilidad en el tiempo en Primera, en dos o tres temporadas se liquidará la deuda con el único acreedor.

Desde que Sarver aterrizara en el Mallorca junto al hoy presidente Andy Kohlberg y la exestrella de la NBA, Steve Nash -desde el 13 de noviembre del pasado año fuera del Consejo de Administración- en enero de 2016, ha aportado 50 millones de euros. El magnate norteamericano entró en el club abonando 21 millones. El 14 de noviembre de 2016 inyectó ocho millones más. El 7 de noviembre de 2017 realizó una ampliación de otros 10 millones, contribución que sirvió para hacer frente al último pago, de 6 millones, a los acreedores del concurso. Ya en abril de 2019, Sarver volvió a aportar otros tres millones, y en octubre del año pasado, nueve más. Una aportación que, a priori, debe frenarse con el ascenso a Primera y con lo que recibirá el club por derechos de televisión.

La plantilla volverá al trabajo el 5 de julio

La plantilla del Real Mallorca iniciará la pretemporada de la campaña 2021-22 el lunes 5 de julio, después de que los jugadores hayan disfrutado de 35 días de vacaciones. Este es el único dato que ha trascendido de una pretemporada que, lógicamente, todavía está por perfilar. Desde dónde realizarán la pretemporada hasta el número de partidos de preparación. Los jugadores dispondrán de unos cuarenta días para preparar el regreso a Primera ya que la Liga comenzará el fin de semana del 14-15 de agosto.

Compartir el artículo

stats