Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Joan Sans: «Este libro es lo más cerca que podré estar de ser jugador del Mallorca»

El periodista palmesano publica ‘Rectángulo de amor bizarro’, una obra en la que liga su vida a su amor por el club

Joan Sans: "Este libro es lo más cerca que he estado de jugar en el Mallorca" M. Mielniezuk

Joan Sans (Palma, 1977) es periodista, aunque se niega a que le llamen escritor a pesar de haber sido el autor de ‘Rectángulo de amor bizarro’, una obra que sale a la venta el lunes y que narra las vivencias personales de este mallorquinista en relación con el club de su vida.

¿Cómo le llega este encargo de una colección tan prestigiosa?

Contactó conmigo Sergio Cortina, un periodista de Oviedo que vive en Madrid y que coordina la colección de Hooligans ilustrados de Libros del K.O. Empezó Enric González hablando del Espanyol y luego otros de mucho nivel como Manuel Jabois, Eduardo Rodrigálvarez o Enrique Ballester, y luego lo han bajado para darme a mí el del Mallorca. Por amigos comunes había leído mi blog ‘Amb l’ungla’, y le gustó.

No le tuvieron que convencer.

Me hizo mucha ilusión, pero no me veía capaz, necesitaba un empuje. Una cosa es un blog, y la otra es un libro, pero tenía material de mis vivencias y me animé. Leí libros de Albert Salas o de Miquel Vidal de cosas del Mallorca y extraje algunas cosas que me sirvieron para el libro.

¿Qué pautas le dieron?

Ninguna. Me dieron una sábana llena de pétalos y me dijeron que empezara a caminar y que les enviara dos o tres capítulos. Me hicieron el encargo, dos o tres meses después del ascenso a Primera. Es un libro que ha vivido el año de Primera y el descenso, lo escribí en tres o cuatro meses, aunque lo reescribí mucho porque al principio me iba por los cerros de Úbeda y me aconsejaron que me centrara más en el fútbol, en la nostalgia que me producía.

¿Y en qué se ha basado?

En mi padre y en mí. Es un homenaje a él, a mi madre y a la gente que me hizo ver el fútbol y el Mallorca como algo más que un deporte. Crecí con la pregunta de si eras del Barça o Madrid, y yo era del Mallorca.

"Me gustaría que lo leyeran mi padre, Vicente Moreno y Héctor Cúper, que nos cambió la vida"

decoration

¿Por qué este nombre?

‘Rectángulo de amor bizarro’ es una adaptación del título de una canción de uno de mis grupos favoritos, ‘New Order’, que se llama ‘Bizarre Love Triangle’, solo que cambié por rectángulo porque es donde se juega a fútbol. Fui a un concierto a Benidorm de este grupo y confieso que les vi muy viejos, me decepcioné un poco porque no era exactamente la música que recordaba y en un momento vino un chico, al que no conocía de nada, y me dijo: ‘Se nota que te gustan mucho’. Eso me hizo replantearme que era justo lo que me pasaba con el Mallorca, sobre todo en esos años en Segunda, antes de bajar a Segunda B, en los que me preguntaba qué puñetas hacía en Son Moix en lugar de estar con mi mujer. Pero había algo, que creo que perdura para siempre, que es el sentimiento que me transmitió mi padre desde pequeño. Él era una persona muy fría, siempre trabajaba, pero lo único de lo que hablaba conmigo era del Mallorca. Lo vivía mucho. Cuando yo estudiaba la carrera sufrió un infarto y le pidieron que no condujera, que no bebiera, nada de emociones, y eso también le implicaba no ir al fútbol, le quitaron el Mallorca. Y cuando me veía a mí, que trabajaba escribiendo del Mallorca en el Diari de Balears, me hacía muchas preguntas.

Joan Sans posa 
para este diario con 
su obra. manu mielniezuk

Joan Sans posa para este diario con su obra. manu mielniezuk

¿Es para mallorquinistas?

Sí, pero no es un libro de historia del club, ni mucho menos, eso es secundario. Pero si uno no es del Mallorca también se puede sentir identificado porque encontrará mucho sentimiento, el hecho de ser de un equipo pequeño, que ha tenido unos años brillantes, eso sí.

¿Quién le haría ilusión que lo leyera?

Mi padre, pero ya no podrá ser porque falleció, y mi madre. Me haría ilusión que Héctor Cúper tuviera uno, su trabajo en el Mallorca nos cambió la vida, al igual que Jovan Stankovic. Me gustaría que Vicente Moreno lo leyera porque hablo de él, era nuestro entrenador cuando lo escribí. Y me haría gracia que lo leyera Luis García, es muy cercano.

¿Se desencantó del periodismo deportivo al acercarse al Mallorca?

Fue un tiempo breve, pero sí que hubo algo de desencanto. Conoces a los Ibagaza, Tristán, Engonga o Roa y te das cuenta de que no serán tus amigos, ni hace falta que lo sean.

Mucha gente también le conoce a través de las redes sociales. Sus tuits son una delicia.

Cuando me pasa alguna cosa me gusta trasladarlo a Twitter. Me abrí una cuenta para enterarme de los fichajes del Mallorca y ahora lo he llevado a mi terreno, intento no meterme en jardines, con mucho humor, quitarle hierro a las cosas y reirse de uno mismo. Y eso está en la obra. Explico por qué soy un periodista sin olfato, por ejemplo. De hecho, este libro, y dejo claro que yo no soy escritor, es lo más cerca que podré estar de ser jugador del Mallorca.

¿Cree en el ascenso?

Como buen mallorquinista sé que tenemos posibilidades, pero sufro mucho y no tengo claro que subamos directos. Le confieso que preferiría un relato diferente, que el Mallorca viniera de abajo y se metiera al final en ascenso directo, va demasiado bien y algo nos tiene que pasar para que nos baje a la tierra. ¿Dónde está la cámara? Porque los goles de Abdón de chilena al final o los goles de Amath han sido una pasada, es que nos va muy bien.

¿Aplaudiría el domingo a Vicente Moreno?

Sí, por supuesto, aunque también entiendo a los que no lo harían. Pero me enseñaron que no debemos olvidarnos de dónde venimos y lo que han hecho por nosotros, pero desde fuera todo fue muy feo. Me acuerdo que, cuando que me enteré, me metí en la cama con mi mujer para ir a dormir y le comenté que Moreno se iba del Mallorca. Marga me miró y me dijo: «Ahora pensaba en qué vestido me tengo que poner para la boda de Antònia y Fede». Me encantaría tomarme las cosas así, le entró por una oreja y le salió por la otra.

¿Qué partido espera el domingo contra el Espanyol?

Ellos tienen una gran plantilla, pero a nosotros, con Galarreta, Sevilla y compañía, nos puede ir bien. Ojalá ganemos.

Compartir el artículo

stats