La sección cuarta de la Audiencia Provincial de Valencia ha emitido este martes el veredicto que realizó el pasado 14 de diciembre y en él, según informa El Periódico de Aragón, desestima el recurso de la Fiscalía Anticorrupción del 30 de diciembre del 2019 por la sentencia del 9 de ese mismo mes que absolvía a los 36 jugadores del Levante UD y Real Zaragoza, entre ellos el jugador del Mallorca Manolo Reina, de un presunto delito de fraude deportivo y pidió que les condenara al considerar acreditado que el partido disputado el 21 de mayo del 2011 en el estadio Ciudad de Valencia se amañó.

El encuentro acabó con victoria zaragocista por 1-2, con goles de Gabi y el equipo aragonés logró la permanencia y acabó bajando el Deportivo de La Coruña. Así, se mantiene la absolución para todos los jugadores convocados en dicho encuentro, el técnico Javier Aguirre y el entonces director deportivo, Antonio Prieto, además del actual secretario general, Francisco Checa, así como al Zaragoza como entidad. Además, la Audiencia Provincial sí ha estimado el recurso de Agapito Iglesias y de Javier Porquera, que habían sido condenados por el juez Manuel Aleis, titular del Juzgado de lo Penal Número 7 a un año y tres meses de cárcel por falsedad documental, por lo que quedan absueltos al haber prescrito ese delito. Agapito y Porquera ya habían sido absueltos, como el resto, del delito de fraude deportivo.

Los acusados de ese delito de corrupción deportiva eran por el Zaragoza, al margen del club, Agapito Iglesias, Porquera y Checa, además del director deportivo, Antonio Prieto, y del entrenador, Javier Aguirre, y los jugadores Lanzaro, Doblas, Da Silva, Jorge López, Ander Herrera, Braulio, Ponzio, Gabi, Diogo, Obradovic, Uche, Pinter, Paredes, Leo Franco, Jarosik, Bertolo, Boutahar y Lafita, citados en aquel encuentro, además de los futbolistas del Levante Pallardó, Munúa, Héctor Rodas, Jordá, Rubén Suárez, Xavi Torres, Stuani, Wellington, Jefferson Montero, Robusté, Javi Venta, Manuel Reina, Caicedo, Iborra, Xisco, Ballesteros, Juanfran y Cerra. El juicio se celebró en la Ciudad de la Justicia de Valencia desde el 3 de septiembre del 2019 y hasta mediados de octubre, cuando quedó visto para sentencia.

El fallo de la Audiencia Nacional, al que ha tenido acceso El Periódico de Aragón, con respecto al recurso del fiscal Pablo Ponce dice los siguiente: “Debemos desestimar y desestimamos el recurso de apelación interpuesto por el Ministerio Fiscal y al que se adhirieron LaLiga y el Deportivo de la Coruña y, en consecuencia, debemos confirmar y confirmamos la resolución dicha en cuanto absuelve a los encausados por delito de fraude deportivo".

La Fiscalía Anticorrupción encabezada por el fiscal Pablo Ponce pedía un pronunciamiento en forma de condena o, en caso de que no fuera posible por razones procesales, que se anulara la sentencia y se repitiera el juicio con un magistrado diferente, ya que el único resultado lógico de todos los indicios es el amaño del partido para lo que, según aseguraba, el club aragonés destinó 1,7 millones y descartaba la teoría de que se tratase de primas por la permanencia. Además, también incidía en que el Zaragoza no hizo ninguna investigación interna para saber dónde fue el dinero.

Contra el recurso cabe recurso de amparo al Constitucional, vía que difícilmente ninguna de las partes tomará. El Real Zaragoza mostró su «satisfacción» por la sentencia y tachó de «injusta» la acusación de corrupción deportiva de la que había sido víctima. «A lo largo del proceso no se mostró prueba alguna que estableciera una vinculación del Real Zaragoza con la acusación formulada», reiteró.