01 de mayo de 2020
01.05.2020
Diario de Mallorca

El Real Mallorca retrasa su regreso por la complejidad del protocolo

Un delegado de LaLiga controlará que cada club cumpla con las estrictas normas de seguridad en los entrenamientos

01.05.2020 | 00:12
Cucho Hernández, en uno de los campos de Son Bibiloni.

Los futbolistas del Mallorca volverán la próxima semana a los entrenamientos, tras aprobar ayer el Ministerio de Sanidad el protocolo presentado por el CSD y que elaboró en colaboración con la LaLiga, RFEF y AFE. Desde este próximo lunes ya se pueden retomar los entrenamientos, de forma individual, aunque el club bermellón ha decidido retrasar unos días la vuelta al trabajo por la complejidad del protocolo que se debe seguir.

Según las normas de seguridad que se han establecido para poder reiniciar la actividad, Son Bibiloni debe cumplir unas medidas de higiene y desinfección muy exigentes. Se tiene que trabajar en la limpieza de toda la ciudad deportiva y esa labor llevará como mínimo un día. Además, el Mallorca debe definir en qué manera van a trabajar los futbolistas, cuándo y qué vestuarios se usan.

En la Ciudad Deportiva Antonio Asensio hay cuatro campos de césped natural y diez vestuarios, pero el club no abrirá todos porque cada vez que se haga uso de un vestuario es obligado limpiar y desinfectar.

En la entidad estudian en qué forma se trabajará y una de las opciones que se han planteado es que los jugadores acudan de dos en dos a Son Bibiloni de forma escalonada, por tramos horarios, a entrenar. Pero hay que estudiar y definir el sistema antes de que se reinicie la actividad.

Entre otros motivos, porque LaLiga va a ejercer un estricto control de lo que se haga. De hecho, ya ha informado a cada club de Primera y Segunda División de que va a enviar a un delegado con el objetivo de que vigile el cumplimiento del protocolo.

En el mismo se establece, entre otras cuestiones, que los entrenamientos serán individuales, se establecen unas medidas de distancia muy estrictas, y se establece que el trabajo de los futbolistas se realizará a puerta cerrrada.

No se permitirá el acceso de ninguna persona al recinto deportivo, a excepción del personal estrictamente necesario para que el futbolista pueda desarrollar su actividad. Está casi decidido que podrá estar presentes un fotógrafo y un cámara, aunque no se ha definidio ahora mismo será del club o de La Liga, o de ambos.

En el protocolo de seguridad para el reinicio de los entrenamientos de los equipos profesionales de fútbol se establece que, si no existen contratiempos (como algún contagio), las sesiones colectivas con toda la plantilla podrán comenzar el 24 de mayo.

Hasta entonces, los futbolistas se entrenarán de forma individual, en solitario, y entre diez días y dos semanas podrían hacerlo en pequeños grupos.

En lo que se refiere a los test, en el protocolo aprobado ayer por Sanidad, y del cual se informó al al Grupo de Tareas de Impulso al Deporte (GTID), se establece que "para la detección de la Covid-19 en los clubes de las ligas profesionales se podrán efectuar conforme a lo previsto en la orden ministerial SND/344/2020 de 13 de abril dictada por el Ministerio de Sanidad" durante la 'fase 0' de la desescalada, en la que "los entrenamientos serán, en todo caso, básicos o individuales".

Dicha orden señala que "las pruebas diagnósticas para la detección del Covid-19 deberán ser prescritas por un facultativo de acuerdo con las directrices, instrucciones y criterios acordados al efecto por la autoridad sanitaria competente".

Sin test, por ahora

Por su parte, en el Real Mallorca aún no saben cuándo podrán realizarse los diagnósticos, ya que todavía no tienen los test. Espera disponer de ellos a mediados de semana.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

¡Síguenos en las redes!