08 de agosto de 2019
08.08.2019

Enfado de aficionados al agotarse lo abonos de nuevos socios del RCD Mallorca

El club cierra las puertas tras completar el actual aforo disponible el primer día para nuevas altas y anuncia que ya hay 16.125 abonados

08.08.2019 | 11:17
Enfado de aficionados al agotarse lo abonos de nuevos socios del RCD Mallorca

Hay fiebre por el Mallorca y por la Primera División de fútbol. La locura se instaló el jueves en Son Moix —el club bermellón abría el plazo para el alta de nuevos socios—, con una cola espectacular de aficionados ansiosos por hacerse abonado bermellón [vea aquí las imágenes]. Una ilusión, un objetivo, que ahora mismo ya no es posible puesto que la entidad anunció al mediodía del jueves que ha cubierto todas las plazas disponibles: 16.125 aficionados dispondrán esta Liga 2019-20 de su carnet mallorquinista.

La primera jornada para altas de nuevos socios se inició el miércoles por la noche, alrededor de las 23:00 horas, cuando alrededor de un centenar de aficionados se acercaron hasta los aledaños de Son Moix para pasar la noche y hacer guardia.

Con la llegada del amanecer comparecieron hasta el estadio más aficionados y  pasadas las nueve de la mañana la cola ya llegaba hasta la zona del Mallorcafé. Alrededor de una hora después el club dejó de repartir los tickets  (números) para acceder a las oficinas –ya se habían entregado todos para la jornada del jueves y para el viernes–, puesto que el club anunció que el aforo ya estaba completo.

Según las previsiones realizadas en el seno del RCD Mallorca, ya se cubren las localidades reservadas para los socios de la entidad. De hecho, así lo informó el club a las 10:30 horas a través de su cuenta oficial de Twitter: "¡Se ha llegado a la cifra de 16.125 abonados! No hay más plazas disponibles porque el 20% que falta es para las entradas de la semana/día de partido y para la afición visitante. #JuntsSomMillors #SomelMallorca".



El 20% del actual aforo (20.500 localidades) se tiene que reservar, según establece la ley, para las entradas del día del partido y la afición rival. Al respecto, cabe incidir en que no hay sitio en la grada del Fondo Norte (allí está  instalada la grada supletoria Lluís Sitjar) y que el espacio que queda 'libre' es el Fondo Sur, unas 4.000 localidades para la afición rival y las entradas  que deben poder comprarse en taquilla.

Tras informar el Mallorca a las personas presentes en Son Moix de la situación, el club decidió incluso cerrar las puertas de acceso al recinto para evitar aglomeraciones o que pudiera producirse algún incidente. Y los guardias de seguridad solicitaron a quienes no tuvieran reserva (ticket, número) para acceder a las oficinas y hacerse con su abano  que abandonaran el recinto.



Muchos aficionados han decidido marcharse y volver otro día, con la esperanza de que cuando vuelvan pueda haber plazas vacantes. Y hubo quienes se fueron enfadados y tras haber pedido la hoja de reclamaciones.
Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

¡Síguenos en las redes!