18 de agosto de 2018
18.08.2018

La falta de salidas complica la llegada de nuevos refuerzos

18.08.2018 | 00:30
La plantilla del Mallorca se ejercitó ayer en Son Moix.

La actual plantilla del Mallorca es una de las culpables, juntamente con el límite salarial, del parón en el mercado de fichajes a la hora de incorporar jugadores del interés de la entidad y del técnico Vicente Moreno.

El último caso es el del central eslovaco Martin Valjent, pendiente de cerrar un fichaje que ayer por la tarde parecía inminente y que por la noche seguía sin cerrarse. La situación pasa por reducir la plantilla bermellona, dar salida a jugadores que no cuentan para el técnico ni para el club, pero se ha estancado y no hay sitio para los nuevos.

Los futbolistas de los que el Mallorca quiere desprenderse son, principalmente, el lateral Javi Bonilla, que tenía una oferta del Hércules (aunque los alicantinos ficharon ayer a otro lateral zurdo), el central Miguel Núñez y el extremo izquierdo Álvaro Bustos, quien ya desde un primer comienzo de la pretemporada se ejercitó apartado del grupo. El club espera hacer hueco en la plantilla y activar la llegada de refuerzos antes del cierre del mercado, el próximo 31 de agosto.

Martin Valjent, internacional eslovaco de 22 años, permitiría a Vicente Moreno doblar las posiciones en el eje de la defensa y tener en plantilla a cuatro centrales: Raíllo, Xisco Campos, Franco Russo y el propio Valjent.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

¡Síguenos en las redes!