Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Preferiría no hacerlo

Cuestión de actitud

A Miquel Soler no le han sentenciado los resultados, sino el resentimiento - Volver implicaba hacer borrón y cuenta nueva, pero siempre estuvo a la defensiva

A Miquel Soler no le han condenado los resultados, sino la actitud con la que afrontó su vuelta al Mallorca seis meses después de que fuera despedido. La aceptación del cargo implicaba un borrón y cuenta nueva, pero el Nanu optó por cargarse de resentimiento y llenarse la cabeza de fantasmas. Siempre a la defensiva, levantó dos muros: uno que le separó de los futbolistas y otro que le distanció de los aficionados. Los malos resultados avinagraron más su carácter y desde hace algún tiempo ejerce como entrenador en funciones. Miquel Àngel Nadal baraja candidatos para reemplazarle y es el único fichaje en el que no puede equivocarse. En Segunda el técnico hace buenos a los jugadores, no al revés. Sobre todo porque no sobrará calidad.

Prisas

Hay prisa porque se termine una temporada que ha hundido la moral de la tropa y por poner los cimientos del nuevo proyecto. Claassen negociará con la LFP para tratar de elevar el tope salarial de la plantilla hasta el 29 de junio, día en el que se aprobará el presupuesto. Para entonces deberían haberse producido algunas altas y bajas que esbocen lo que será el Mallorca 2015/16. El trabajo realizado habrá que juzgarlo al final de la campaña, aunque algunos andan muy inquietos y exigen resultados sin que haya empezado a rodar el balón. Son residuos de una etapa que quedó finiquitada el viernes, cuando Cerdà se desvinculó definitivamente del Mallorca al vender sus títulos a Claassen.

Del bosque se quemará

Dijo Del Bosque que pondría la mano en el fuego por Ángel María Villar a cuenta del escándalo de corrupción de la FIFA. El seleccionador ha demostrado mucha querencia por un cargo que no merece desde el fracaso del Mundial y eso también implica hacerle la pelota a su jefe. A la hora de la verdad ni Del Bosque ni demás aduladores pondrían la mano en el fuego por un Villar que no desentona en el ecosistema de la FIFA, un pozo sin fondo de corrupción que funciona con maneras mafiosas. Blatter ganó las elecciones comprando favores, de la misma manera que Catar fue designada sede del Mundial 2022. Ojalá el FBI vaya al meollo del asunto y no se quede en unas cuantas detenciones. Y cuando acabe con la FIFA, que llame a las puertas del COI.

No está todo dicho

¿El Palma Futsal ha llegado todo lo lejos que podía llegar? No. Para que se repita -y se supere- el éxito de esta temporada es necesario que ocurran dos cosas: que el club de Miquel Jaume siga realizando un trabajo ejemplar (eso se presupone) y que un patrocinador se anime a apoyar económicamente un proyecto hecho desde la humildad y la profesionalidad. Tampoco deberían fallar los aficionados que esta temporada se han subido al barco.

Cambios electorales

El vuelco electoral dará lugar a un cambio de gestores en el deporte balear y, esperemos, de manera de gestionar. Durante la legislatura que ahora termina han desaparecido competiciones con mucho arraigo en el calendario y han ganado notoriedad algunos personajes tóxicos. El descalabro del PP también ha abreviado el paso de Briguitte Yagüe por la política y se supone bajará la persiana a su Oficina de Atención al Deportista, una ocurrencia fuera de lugar.

Demasiado para Nadal

Nadal se adentra en la semana decisiva de Roland Garros. Y probablemente la de su eliminación. Se cruzará en cuartos con Djokovic y, guste o no guste, a día de hoy hay una diferencia abismal entre el serbio y el mallorquín. Aunque Nadal ha escalado montañas muy altas a lo largo de su carrera, todo apunta a que esta vez se topará con una infranqueable.

Compartir el artículo

stats