Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Análisis

Recuerdos

Recuerdo de niño cuando acudía a un semivacío Lluís Sitjar a presenciar partidos de Tercera ante rivales como el Santanyí, Ses Salines o Campos; recuerdo el ascenso a Segunda B y Segunda A con el inolvidable Antonio Oviedo; recuerdo la caída del muro ante el Valladolid en 1984, cinco años antes de que cayera el de la vergüenza; recuerdo la decepción por el ascenso frustrado a Primera en la promoción ante el Oviedo; recuerdo la alegría por el ascenso al año siguiente ante el Espanyol, con los goles de Nadal y Vidal; recuerdo las dos sensacionales temporadas con el inolvidable Héctor Cúper; recuerdo la semifinal de la Recopa ante el Chelsea en un Lluís Sitjar hasta la bandera que todavía pone los pelos de punta solo de pensarlo; recuerdo el último gol de Stankovic al Celta como si hubiera sido ayer; recuerdo las lágrimas de Toni Tatxa ese día en el centro del campo con el campo vacío. Recuerdos de lo que durante años fue mi segunda casa.

Compartir el artículo

stats