Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

No vagi per dit | Un pleno de récord en Son Servera: 7 horas de duración

Última sesión plenaria en Son Servera. Biel Capó

El pleno ordinario celebrado el jueves pasado en Son Servera se convirtió en el más largo de los últimos 30 años, sobrepasando las siete horas de duración. Y es que las intervenciones de sus señorías aburren al más espabilado y eso que la oposición, antes de empezar la sesión, ya advirtió de que, con tantos asuntos a tratar, aquello se podía desmadrar. 

Pero hubo quienes fueron previsores, como es el caso de la interventora, que acudió provista de comida y bebida para aguantar lo que fuera preciso. 

Bollería y bar para no desfallecer durante la sesión plenaria maratoniana

En los dos descansos realizados durante la sesión, la alcaldesa echó mano a la bollería, cosa inusual en ella, mientras que otros optaron por el bar. Y no es de extrañar, después de tanto debate. Teniendo en cuenta que el pleno se inició al mediodía, a la hora de la comida, corrían el peligro de desfallecer. En el argot deportivo, podríamos decir que las pérdidas constantes de tiempo o la reiteración de las jugadas aburrieron al respetable. Deberían ya saber sus señorías que lo más recomendable y útil es practicar el tiqui-taca. Es decir, ir al grano y no perderse por los cerros de Úbeda. Practiquen ustedes si es necesario la brevedad de las intervenciones del portavoz de Podem. Al final el poco público asistente y hasta los mismo regidores terminaron pidiendo la hora, sobrepasadas las 20 horas.

El municipio ya cuenta con los presupuestos del año que viene

La sesión sirvió para que el ayuntamiento de Son Servera aprobase con los votos a favor del equipo de Gobierno, On-Servera y PSOE y la abstención del Partido Popular el presupuesto del Consistorio para 2022. Una partida que asciende a una cantidad total de 16 millones de euros.

Compartir el artículo

stats