Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Sóller dedicará un millón de euros a 64 proyectos financiados con el superávit

Todos los ediles, menos los del PSOE y Més, presentaron diferentes propuestas para ejecutar

Sóller aprobará una modificación presupuestaria para habilitar una partida de un millón de euros que se destinará a la ejecución de un total de 64 proyectos de inversión y compra de bienes de equipo.

Los proyectos se financiarán a cargo del superávit municipal que obtuvo el ayuntamiento de Sóller durante el ejercicio económico de 2020.

Estas inversiones son las que el alcalde puso a disposición de todos los concejales del ayuntamiento de Sóller. Todos los ediles, a excepción de los del PSOE y Més que rechazaron el ofrecimiento, han presentado distintos proyectos cuyo montante económico no podía superar los 40.000 euros en el caso de inversiones o los 18.000 en el supuesto de compras. Estas cantidades se fijaron para que la tramitación administrativa de sus respectivos expedientes se realice por la vía exprés, ya que antes del 31 de diciembre tienen que estar todos adjudicados.

En el listado de 64 inversiones figuran actuaciones como la compra de varios radares pedagógicos, la compra de un drogotest para la Policía Local, varias partidas para la rehabilitación de marges, asfaltados y aceras, la adecuación del solar municipal en el polígono de Son Angelats, la creación de una área de calistenia en Sa Calatrava, la compra de material deportivo, la adecuación del archivo municipal o la creación de un punto de recogida y tratamiento de restos de podas, entre otros.

A pesar de que la modificación presupuestaria cuenta con el informe negativo de los servicios económicos, la concejala de Hacienda, Andrea Pomar, aseguró que el trasvase de partidas «no afectará a la estabilidad presupuestaria del ayuntamiento».

La realización de estas inversiones en las que han participado los ediles del PP, El Pi, el no adscrito Sebastià Aguiló y Podemos es una consecuencia del rechazo del pleno del ayuntamiento a invertir el superávit del año pasado a la construcción de un edificio de aparcamientos en la calle Cetre. Después de que el pleno se opusiera al proyecto liderado por el PP, el alcalde Carlos Simarro lanzó la iniciativa de dedicar parte del superávit a la consecución de proyectos de menor cuantía y abrió la participación a todos los ediles de la corporación.

Compartir el artículo

stats