Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Inyectan 2,3 millones para recuperar el 25% de la superficie perdida por la xylella

Se trata de la primera ayuda del Plan de Reestructuración de los Frutos Secos para nuevas plantaciones y replantaciones

Inyectan 2,3 millones para recuperar el 25% de la superficie perdida por la xylella

Tener un sector más moderno y competitivo. Con este objetivo arranca el Plan de Reestructuración de los Frutos Secos (2021-2027) que en la primera ayuda inyecta 2,3 millones de euros para nuevas plantaciones y replantaciones de almendro y algarrobo. «Es una apuesta seria para aumentar la superficie y la producción», admite el director general de Agricultura, Fernando Fernández. La consellera Mae de la Concha ha detallado que esta primera subvención da respuesta a uno de los objetivos de dicho plan: recuperar el 25% de la superficie perdida de almendros por los efectos de la xylella, además de incrementar el volumen de producción de la almendra y la algarroba con infraestructuras agrarias que mejoren la productividad. «Queremos que sea un sector estratégico», confiesa la consellera de Agricultura, que remarca que se impulsan «cambios estructurales» que permitan que el sector evolucione para que sea «más moderno y competitivo». Otra de los objetivos es que sea un sector atractivo para los jóvenes, «clave para el relevo generacional y mejorar la renta agraria». También se persigue que se aborden los retos que plantea el cambio climático.

El plan de reestructuración trazado para los próximos seis años busca reforzar estructuralmente el sector, aumentar la superficie y poner en valor la producción de almendra y algarroba. Las solicitudes para acceder a la ayuda se pueden presentar desde hoy hasta el 30 de noviembre. Esta primera ayuda del plan se ha publicado junto a la primera diagnosis del sector de los frutos secos en las islas. La realidad, reconoce la consellera, el almendro y el algarrobo están en dos puntos distintos. 

El primero está sacudido por la xylella, una bacteria que ha provocado el abandono de este cultivo. También ha afectado el envejecimiento de las plantaciones y la falta de rentabilidad en los precios provocada por la competencia de la almendra de California y Australia. Además es especialmente significativo el descenso en la producción de cáscaras. En cinco años la bajada ha sido de un 37%. Por ello, se han previsto ayudas para arrancar las plantaciones antiguas afectadas por la xylella para reducir de manera drástica la inoculación de la bacteria y favorecer la salud de las nuevas plantaciones. Cabe remarcar que después de cuatro años de investigación ya se dispone de un listado de variedades no afectadas. En 2019, la producción de la almendra sumó 5,14 millones, lo que representa un 3,7% del valor de la producción agrícola de las islas.

Los datos contabilizan 15.700 hectáreas de almendros pero en la práctica, puntualiza Fernández, se quedan en 12.000 debido a que hay plantaciones afectadas por xylella o que no están en producción. En 2020 se han producido 3.800 toneladas de almendra. Así el director general remarca que «los datos de producción y de superficie de almendra han bajado desde 2014 a un ritmo bastante grave a consecuencia de la xylella y el envejecimiento de las plantaciones pero desde 2019 hay una cierta estabilización de la superficie». Eso sí, «en producción la caída en los últimos cinco años es del 16%, por ello, se exigía un plan global».

«Momento óptimo»

Un momento completamente diferente es el que vive el algarrobo, que se encuentra en un «momento óptimo» tanto por el aumento del precio de la algarroba como para los diferentes usos del fruto. Así, la consellera remarca que el algarrobo se mantiene al margen de la xylella y destaca que Balears concentra el 30% de la producción de algarroba de todo el Estado. En la actualidad se producen 1.638, 78 hectáreas. La producción de algarroba ascendió a 20.000 toneladas y 20 millones de euros en 2020, lo que representa un 6,1% del valor de la producción agrícola de las islas. En esta campaña, el precio se ha disparado a los 1,30 euros el kilo en función del rendimiento cuando el año pasado rondaba los 0,80. «El algarrobo ha experimentado una subida de un 10% anual en producción por el incremento del precio», resume Fernández.

Maria Francisca Parets, directora gerente de Cooperatives Agro-alimentàries, valora positivamente la puesta en marcha del plan que recoge distintas líneas de actuación hasta 2027 con una inversión total en 28 millones de euros. Parets tiene claro que se introduce la innovación, el sector de la almendra será viable.

Algarroba

Uno de los objetivos del Plan de Reestructuración de los frutos secos es incrementar su valor añadido. Por ello, el director general de Agricultura, Fernándo Fernández, ha avanzado que se pondrá en marcha una lonja de referencia para la algarroba y se desarrollará una Indicación Geográfica Protegida, en concreto la IGP Garrova de Mallorca-Eivissa. También se desarrollará una estrategia de comercialización de la IGP Ametla de Mallorca. Otro de los objetivos del plan es mejorar los sistemas de producción.

Compartir el artículo

stats