Ganadería

La oveja, la cabra y el cerdo negro mallorquines llevarán un sello que garantiza su pureza

Los productos de estos animales con larga tradición en la ganadería isleña incorporarán el logo 'Raza autóctona 100%'

Una exposición de 'porcs negres' mallorquines durante una pasada edición del Dijous Bo de Inca.

Una exposición de 'porcs negres' mallorquines durante una pasada edición del Dijous Bo de Inca. / G. Bosch

Joan Frau

Joan Frau

La cabra, la oveja y el cerdo negro mallorquines, además de la oveja menorquina, han sido reconocidos como de raza autóctona al cien por cien, por lo que sus productos ya pueden utilizar en el mercado el sello que garantiza  la «pureza racial» de la carne, leche, embutidos y productos lácteos extraídos de los citados animales. Según ha explicado este lunes la conselleria de Agricultura, Pesca y Alimentación, la entidad Servicios de Mejora Agraria y Pesquera (Semilla) de este departamento «ha coordinado con las diferentes asociaciones el sistema que permite garantizar» la calidad de estos productos mediante el uso del logotipo que indica su origen totalmente autóctono.

Con el sello ‘Raza autóctona 100%’, cuya autorización ha sido solicitada a la dirección general de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural, los consumidores tendrán una identificación específica de los productos procedentes de razas autóctonas. «Se trata de genéticas únicas, conservadas por los ganaderos de esta tierra y criados en condiciones mediterráneas de producción, en un claro ejemplo de producción sostenible», señala el Govern.

Con la autorización de estas cuatro razas, Balears ya cuenta con un total de seis razas autóctonas. Las primeras en ser autorizadas fueron la vaca menorquina y la oveja roja mallorquina

De esta forma, Agricultura subraya que «se responde por un lado a la demanda del sector ganadero y la protección de las razas autóctonas, y por otra parte a una exigencia social y de los consumidores», que de esta forma «tendrán garantías de lo que se compra». El sello estará visible en el etiquetado de los productos y en los puntos de venta.

Actualmente, la entidad Semilla trabaja en la autorización del sello ‘Raza autóctona 100%’ para los productos de vaca mallorquina y coordina con las diferentes asociaciones un proyecto piloto presentado en el Fondo de Garantía Agraria y Pesquera (Fogaiba) para apoyar al desarrollo de los nuevos productos, prácticas, procesos y tecnologías que supone la implementación del nuevo sello, según explica la conselleria de Agricultura.

Por su parte, la asociación de ganado porcino de Pimem ha valorado de forma positiva la decisión de Madrid de incorporar el ‘porc negre’ mallorquín al sello de ‘raza autóctona 100%’ porque, según el presidente de la asociación, Antoni Mestre Sansó, este logo «ayudará al consumidor a saber en todo momento qué producto compra y evitar así el engaño, que ha sido demasiado frecuente». 

Mestre asegura que la situación del sector porcino es «muy difícil» porque la pandemia «lo ha distorsionado todo». Pimem asegura que el consumo de ‘porcelleta’ ha descendido un 20% con respecto al año 2019.