Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Lletra menuda | Impotencia y soledad ante la adversidad

No hay mayor sensación de soledad que la que se puede sentir ante la falta de asistencia en la adversidad o la desgracia, sobre todo si ésta es mayúscula. Es una frustración que se vuelve impotencia si, además, te percatas de que otros perjudicados por infortunios semejantes reciben mayor comprensión y mejor colaboración que tú.

Este es el sentimiento de decepción que se desprende de las palabras de Mateu Ferrà. El alcalde de Banyalbufar está que trina al comprobar que el Gobierno hace oídos sordos a la petición de zona catastrófica para la Serra, después de los destrozos del cap de fibló de agosto, y en cambio muestra mejor predisposición y complacencia con los efectos de las recientes nevadas en Madrid.

Seguro que la actitud del alcalde es compartida por sus vecinos y muchos mallorquines en general.

Falta saber qué se ha pedido y cómo exactamente, pero otra vez aparece el trato desigual y el agravio comparativo.

Y también otra vez mediarán los tribunales.

Compartir el artículo

stats