Suscríbete 1,5 €/mes

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Marratxí destina 300.000 euros a paliar los efectos de la crisis de la Covid-19

El pleno aprueba una modificación de crédito para gastos de seguridad, servicios sociales o sanitarios

La popular Juana María Burguera renuncia al acta de concejal.

La popular Juana María Burguera renuncia al acta de concejal. m. bosch

El pleno del ayuntamiento de Marratxí ha aprobado una modificación de crédito de 300.000 euros para hacer frente a la crisis del Covid-19. La modifiación se desglosa en 40.000 euros para seguridad pública y gastos diversos como, por ejemplo, la compra de máquinas de ozono para el uso de la Policía o material de protección para todo el personal del consistorio. Un montante de 240.000 euros se dedica a la asistencia social primaria. En esta partida, se incluye la compra de alimentos, el incremento de asistencia domiciliaria, así como el aumento de las ayudas familiares que se han visto incrementadas. Otros 20.000 euros son para sanidad y otros gastos como la compra mascarillas para la población o las mamparas separadoras que se han instalado en el consistorio y en las oficinas de atención pública en el municipio.

Las partidas que se modifican para destinar su importe a la urgencia del Covid-19 son las siguientes: 60.000 euros procedentes de la construcción de una Solera Skate en Son Ramonell; otros 60.000 de la reforma de la Olleria de Can Pau (adquirida en noviembre del 2015, sin que hasta la fecha se haya efectuado ninguna actuación) y 50.000 euros para la adecuación de los refugios de la Guerra Civil del Pòrtol y del Pla de na Tesa. Además de los 100.000 euros previstos para la adecuación e instalación de la escuela y banda de música y de los 30.000 para la reparación de las piscinas municipales. Según el alcalde Miquel Cabot, este traspaso no siginifca la paralización de estos proyectos, sino que se llevarán a cabo a través de las inversiones financialmente sostenibles con las que se podrán aportar esta cantidad del remanente municipal que tiene el consistorio.

Por su parte, en el pleno se dio lectura a la renuncia del acta de concejal de la representante del PP, Juana María Burguera Garcia, por motivos personales. Se trata de la segunda dimisión de un concejal en lo que llevamos de legislatura. Primero fue Juan Pizarro, portavoz de VOX, que también renunció por motivos personales.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats