Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Sebastià Llodrà: "Más allá del puerta a puerta, el reto es aumentar el porcentaje de reciclaje"

"La nueva tarifa reducida ha sido todo un éxito porque se han apuntado unas 4.600 viviendas"

El regidor de Medio Ambiente del ayuntamiento de Manacor, Sebastià Llodrà.

El regidor de Medio Ambiente del ayuntamiento de Manacor, Sebastià Llodrà. Ay. Manacor.

El centro de Manacor estrena este miércoles, 1 de abril, el sistema de recogida selectiva puerta a puerta. Tras una decena de reuniones informativas con los residentes de 2.600 viviendas, el centro manacorí está listo para contribuir a invertir los datos y que la capital del Llevant pase de ocupar los últimos puestos del ranking de municipios en materia de reciclaje a los primeros. El regidor de Medio Ambiente, Sebastià Llodrà, explica que la implementación del puerta a puerta en la zona del centro ya estaba planificada con anterioridad y es un paso más en la mejora del sistema de recogida selectiva en el municipio.

P ¿Qué implica que el centro estrene el puerta a puerta?

R La implementación del puerta a puerta en el centro de Manacor permite dar continuidad en la mejora del sistema de recogida selectiva en el municipio de Manacor, pero, sobre todo, permitirá conseguir hacer una mejor selección y reciclar más.

P El sistema se estrena en pleno confinamiento. ¿Llega en un momento de lo más oportuno para evitar desplazamientos?

R Su implementación el 1 de abril era una medida que ya estaba planificada. Las reuniones informativas con los vecinos ya estaban hechas y el material, repartido. La puesta en marcha del puerta a puerta lo que permitirá será acercar el servicio a las viviendas ahora que estamos en la situación que estamos y evitará desplazamientos a los contenedores.

P La labor informativa ha consistido en diez reuniones con los vecinos del centro. ¿Cuáles son sus principales dudas?

R El centro de Manacor es un caso especial porque, como nosotros decimos, ya se hace un bolseig. No hay muchos contenedores y la gente deja la bolsa de basura delante de su puerta pero no separa las fracciones, por lo tanto, en la puesta en marcha del puerta a puerta lo que se ha transmitido es que cada día sacarán una fracción diferente. Las principales dudas han sido saber qué tipo de residuos iba en cada fracción. El del vidrio es el que suele traer más problemas porque creen que se puede depositar todo tipo de vidrio pero, por ejemplo, platos y vasos no se pueden poner en esta fracción. Los residuos sanitarios como paquetes o compresas son otra fuente de dudas. Estos residuos se pueden sacar cada día pero en una bolsa separada.

P ¿La gente está concienciada de la necesidad de reciclar o es una asignatura pendiente?

R Siempre hay trabajo por hacer. Es un reto pero la gente está concienciada. En las reuniones informativas, nuestro mensaje era ambiental pero también económico. Nos hemos centrado en explicar lo que supone a nivel ambiental que en 2018 solo se reciclase un 13,5% y en 2019 un 15%. Si reciclamos el vidrio, el Ayuntamiento recupera dinero, poco pero recupera, igual que con el papel y los envases. Entrando en la parte económica, si separamos lo orgánico el coste es cero, en cambio, todo lo que llevamos a la incineradora, se pagan 140 euros por cada tonelada. Anualmente suponía una factura de 3,34 millones, además de llevar a la incineradora 24.000 toneladas de residuos. La gente está motivada, hay muchas dudas pero los vecinos acuden a las reuniones con una mentalidad positiva y resolvemos sus inquietudes. Se dan cuenta de que si el resto de pueblos hacen el puerta a puerta, ellos también quieren hacerlo.

P Y reciclar repercutirá en el bolsillo del ciudadano...

R El ahorro repercutirá en la tasa de basura que pagan los ciudadanos en los próximos años. Si conseguimos bajar el coste del servicio porque reducimos las toneladas que llevamos a incinerar, en 2021 o 2022 repercutirá en una clara bajada de la tasa.De hecho en los dos primeros meses de 2020 la ciudadanos se han podido acoger a la tarifa reducida. Ha sido todo un éxito porque se han apuntado 4.600 vivendas que ha doblado las previsiones que teníamos. El compromiso es que reciclen bien según el sistema que tengan en su zona, ya sea puerta a puerta o a través de los contenedores.

P ¿Cuándo llegará el contenedor marrón en Manacor?

R Nuestra idea es implementarlo en Manacor después de verano para que a principios del año que viene ya esté en todo el municipio pero es posible que la situación actual altere los plazos.

P A partir del miércoles el puerta a puerta en el centro de Manacor será una realidad, ¿qué nuevo reto tiene por delante?

R Los objetivos son múltiples pero si nos centramos en el reciclaje, más allá del puerta a puerta, el reto es lograr aumentar el porcentaje de reciclaje y esto, sobre todo, pasa por aumentar la cantidad de orgánico que recogemos. La fracción orgánica supone la mitad de los residuos que genera una casa. Hasta ahora se depositaba en la bolsa de rechazo pero la fracción orgánica no tenemos que llevarla a incinerar porque se puede aprovechar para hacer energía y para compostaje. El reto es mejorar las medidas que ya hemos implantado para que el reciclaje aumente y nos ponga en línea de la mayoría de pueblos de Mallorca.

P Los datos de Son Macià y Sa Torre de Porto Cristo demuestran que van por buen camino...

R Sí, porque en el tercer trimestre de 2019 con el puerta a puerta implantado en estas dos zonas se registró una inversión total de los datos. Se pasó a reciclar el 83% y a llevar a incinerar el 13%. Estas cifras nos colocarían al frente de la tabla de municipios que mejor reciclan y es hacía donde tenemos que ir.

Compartir el artículo

stats